| 3/31/2011 3:20:00 PM

Imponen millonaria multa a Doe Run por incumplir plan medioambiental en Perú

La empresa estadounidense Doe Run, que operaba un importante complejo metalúrgico en el centro de Perú hasta 2009 cuando detuvo sus actividades, fue multada con US$2,5 millones por incumplir el plan de adecuación medioambiental que dejó inconcluso, informó hoy una fuente oficial.

Lima - Doe Run fue multada por el Organismo de Evaluación y Fiscalización Ambiental (Oefa) con el pago de 2.000 Unidades Impositivas Tributarias (UIT), equivalentes a 7 millones de soles, por no haber acreditado la financiación y culminación de la planta de ácido sulfúrico y modificación del circuito de cobre del Complejo Metalúrgico de La Oroya, según la agencia estatal Andina.

Además, la empresa fue sancionada por no reiniciar las operaciones del complejo metalúrgico en el plazo de diez meses que le dieron las autoridades peruanas.

Hasta el año pasado, la empresa debía US$110 millones a sus proveedores mineros y tenía inversiones pendientes con el Estado por US$150 millones para la culminación del Programa de Adecuación y Manejo Ambiental (Pama), en el cual se incluía la construcción de la planta de procesamiento de ácido sulfúrico.

Doe Run paralizó las operaciones en La Oroya en 2009 a raíz de que varios bancos internacionales le negaron un crédito que necesitaba para poder continuar con sus actividades y la financiación del Pama.

Desde entonces, ha pedido al Estado varios plazos para solucionar la crisis que atraviesa, el último de los cuales venció el 27 de julio pasado, por lo que su licencia de funcionamiento quedó anulada.

La empresa ha insistido en que el plan de financiación para reanudar sus operaciones en La Oroya ha comenzado a ser formalmente aceptado por los acreedores, pero hasta el momento no hay ninguna novedad en el centro metalúrgico.

Doe Run Perú operaba el Complejo Metalúrgico de La Oroya desde 1997, y la mina Cobriza, en Huancavelica, desde 1998, donde produce plomo, zinc, cobre, plata y oro, además de subproductos como el ácido sulfúrico y el indio.

Durante los últimos meses el sindicato de trabajadores ha realizado varias marchas de protesta, que incluyeron el cierre del tránsito por la estratégica Carretera Central, para presionar al Gobierno y a la empresa a que reanuden las operaciones en La Oroya, consideradsa una de las ciudades más contaminadas del mundo.

 

(Efe)

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?