| 10/5/2006 12:00:00 AM

Huelga en Goodyear por contrato laboral

Los empleados de 16 plantas de la compañía Goodyear Tire & Rubber Co. iniciaron el jueves una huelga debido a disputas sobre el nuevo contrato laboral.

Ohio
 
La huelga, que afecta a plantas de producción en 10 estados de Estados Unidos y Canadá, ocurre después que la tercera fábrica de neumáticos más grande del mundo y el sindicato de obreros siderúrgicos no pudieron alcanzar un acuerdo sobre el contrato.

El sindicato dijo que la última propuesta de la empresa incluía el cierre de dos plantas.

"La compañía nos dejó sin opción", expresó Ron Hoover, vicepresidente ejecutivo del gremio Trabajadores Siderúrgicos Unidos de América, que representa a los empleados de Goodyear.

"No podemos permitir más cierres de plantas después de los sacrificios que hicimos hace tres años para ayudar a esta compañía a sobrevivir", indicó.

El contrato viejo venció el 22 de julio, y ambas partes acordaron una extensión indefinida día a día. El gremio emitió un aviso de notificación de 72 horas el lunes y dijo que terminaría el contrato el jueves si no se llegaba a ningún acuerdo.

La empresa dijo que estaba preparada para mantener abiertas sus plantas y atender a sus clientes, pero no aclaró de manera inmediata cómo planeaba hacerlo.

Teniendo en cuenta los ingresos, Goodyear es la tercer fábrica de neumáticos más importante del mundo, después de Bridgestone y Michelin, de acuerdo con la publicación Tire Business.

El portavoz de Goodyear Ed Markey se negó a aclarar si la oferta de la compañía incluía el cierre de plantas.

El gremio expresó que representa a 15.000 empleados en 12 plantas de Estados Unidos y cuatro de Canadá, donde sus miembros comenzaron la huelga. Según la empresa, las plantas de Estados Unidos tienen unos 12.600 empleados sindicalizados.

FUENTE: AP
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?