| 2/1/2006 12:00:00 AM

Hombre más rico de Latinoamérica critica economía de México

Carlos Slim dice que el crecimiento de la economía mexicana de un 3% es insuficiente.

El multimillonario mexicano Carlos Slim reiteró el lunes que el crecimiento económico de su país es inadecuado, tomando en cuenta los recursos que posee y las condiciones de la economía mundial.

"México tiene todos los recursos y elementos para crecer mucho más activamente", dijo Slim, considerado el hombre más rico de América Latina, en una conferencia de prensa. "Sin duda, 3 por ciento es insuficiente".

El miércoles, la Secretaría de Hacienda tiene previsto reportar las cifras del producto interno bruto correspondientes al cuarto trimestre, que mostrarían un crecimiento de 3 por ciento en el último año, respecto del 2004.

Slim consideró insuficiente ese crecimiento, ante las ganancias petroleras de México, las remesas multimillonarias en dólares enviadas por los mexicanos que viven en el extranjero, la fortaleza del sector turístico y un superávit comercial considerable con Estados Unidos.

El empresario se negó a calcular cuál debía ser el crecimiento del país, pero dijo que un ingreso per cápita por encima del nivel actual, de casi 10.000 dólares, ayudaría a generar un crecimiento económico sostenible.

Slim anunció también la próxima etapa del Acuerdo de Chapultepec, promovido por él y firmado por empresarios, líderes sindicales, políticos, intelectuales y celebridades, entre otras personas. El acuerdo propone varias metas para mejorar las perspectivas económicas y sociales del país.

El Acuerdo Nacional para la Unidad, el Estado de Derecho, el Desarrollo, la Inversión y el Empleo, llamado también Acuerdo de Chapultepec, se extenderá al resto del país mediante foros de discusión que se realizarán durante los próximos dos meses en diferentes estados, dijo Slim.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?