| 6/7/2006 12:00:00 AM

Hallan asesinado a sindicalista colombiano

La víctima presidía el sindicato de trabajadores y expendedores de alimentos y bebidas en la plaza de ciudad Bolívar

Al día siguiente que Colombia anunció que la Organización Internacional del Trabajo (OIT) la excluyó una lista negra por numerosos asesinatos líderes laborales, fue hallado el cadáver del presidente de un sindicato que se encontraba desaparecido desde abril, informó la Oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas de Derechos Humanos (OACNUDH).

En un comunicado difundido el martes, OACNUDH condenó "la desaparición forzada y el posterior asesinato del señor Luis Antonio Arizmendi Pico y la señora Belquis Dayana Goyeneche".

 

Los cuerpos fueron encontrados el 29 de abril, al día siguiente de su desaparición a orillas de una carretera, en la jurisdicción de Zipacón, a unos 30 kilómetros al noroeste de Bogotá, en donde fueron sepultados sin identificar.

 

Sus familiares no dieron con ellos hasta este lunes y aún esperan concluir los trámites para exhumarlos y recuperar sus restos.

 

"Después de varias semanas de total ignorancia sobre la suerte y el paradero de estas dos personas, la oficina (OACNUDH) ha recibido información según la cual sus cadáveres abaleados aparecieron", agregó el informe.

 

Arizmendi, de 55 años, presidía el sindicato de trabajadores y expendedores de alimentos y bebidas en la plaza de ciudad Bolívar, un populoso y empobrecido barrio del sur de Bogotá.

 

Goyeneche, un ama de casa de 23 años, llegó a consultarle sobre el pago de un recibo al sindicalista casualmente en el momento en que era secuestrado y también la llevaron.

El hijo del sindicalista, Loudwing Arizmendi, explicó a la AP que su padre desde hace 15 años tenía una venta de huevos en la plaza a donde la gente acudía para pedirle ayuda en trámites, referencias laborales, constancias o derechos de petición ante diferentes autoridades.

 

El hijo manifestó que "nosotros estamos en total incertidumbre. No sabemos qué fue lo que pasó, si a él lo mataron el día que la fiscalía dice, no sabemos los móviles, estamos esperando que la policía nos diga... pero hay desinterés de la policía para esclarecer todo esto".

 

Agregó que su padre no recibió amenazas ni tenía problemas que pudiera relacionar con su asesinato.

 

La oficina de Naciones Unidas reiteró "su preocupación por la grave crisis que en materia de derechos humanos afrontan los pobladores de ciudad Bolívar" e formuló la petición de al gobierno de que esclarezca lo ocurrido a Arizmendi y Goyeneche.

 

La directora de la organización pro derechos humanos Justicia y Vida, Lilia Solano, expresó a la AP que en esa zona hay grafitos de un grupo paramilitar que se hace llamar Bloque Capital, que nunca se desmovilizó.

"Es importante que organismos internacionales salgan a verificar lo que está pasando (en ciudad Bolívar)... es un ambiente que está tenso, como me dijo un viejito 'para poder vivir aquí hay que ser ciego, sordo y mudo"', expresó Solano.

  No fue posible conocer la versión de la Policía sobre este caso. En Bogotá, los paramilitares son grupos atomizados que controlan varios negocios como la prostitución, el contrabando, la distribución de drogas y extorsionan a pequeños y medianos comerciantes.
 
FUENTE: AP

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?