| 8/20/2007 12:00:00 AM

Gobierno boliviano espera planes de petroleras

El gobierno boliviano no descarta extender el plazo dado para firmar acuerdos con las petroleras respecto a cupos de entrega de hidrocarburos para abastecer a los mercados y futuras inversiones.

LA PAZ _  A sólo horas de que venza el plazo a la medianoche del lunes, el presidente de la estatal Yacimientos Petrolíferos Fiscales Bolivianos (YPFB), Guillermo Aruquipa, dejó la puerta abierta para aplazar la fecha de los acuerdos, ya que ninguna de las compañías rechazó el requerimiento del gobierno y la hispano-argentina Repsol YPF dijo que presentará un plan.

Tras la nacionalización de los hidrocarburos decretada por el presidente Evo Morales en mayo de 2006, una decena de compañías pasaron a convertirse en operadoras al servicio de YPFB. El gobierno les otorgó 180 días para firmar un acuerdo de entrega de volúmenes de hidrocarburos, así como sus futuros planes de inversiones para elevar la producción.

Bolivia exporta unos 27 millones de metros cúbicos de gas por día a Brasil y entre 5 y 7 millones de metros cúbicos diarios a Argentina. Cada empresa deberá fijar un cupo de entrega de gas a YPFB para la exportación y el mercado interno.

Morales amenazó recientemente a las compañías con rescindir contratos. "Si no invierten en un tiempo determinado esos campos (petróleo y gas), vamos a recuperar sin ningún miedo", dijo en Tarija, al sur de Bolivia, en presencia del presidente de Argentina, Néstor Kirchner, y del gobernante de Venezuela, Hugo Chávez, durante la firma de acuerdos energéticos regionales.

Entre las principales multinacionales que operan en Bolivia, además de Repsol, está la brasileña Petrobras, la francesa Total y las británicas British Gas y British Petroleum.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?