| 5/17/2007 12:00:00 AM

Gobierno acuerda alza del 18% a salario mínimo en Nicaragua

La ministra del Trabajo Jeanet Chávez informó el miércoles que el incremento regirá a partir del 1 de junio, aunque el delegado de la empresa privada se retiró de la reunión donde se discutía el caso y no firmó el documento convenido.

Managua.- El gobierno del presidente Daniel Ortega y sindicatos afines al partido oficialista Frente Sandinista de Liberación Nacional determinarán el jueves el nuevo salario mínimo luego de acordar un aumento del 18% pese a la oposición de la empresa privada.

Chávez dijo que según la ley el salario mínimo puede aprobarse con sólo la aceptación del gobierno y de los trabajadores o del gobierno con los empresarios, como, según dijo se ha estilado con anterioridad.

El 1 de mayo, durante el Día Internacional de los Trabajadores, el presidente Ortega ofreció un aumento mayor al 10,4% que propuso la empresa privada.

En esa ocasión, los trabajadores pedían un alza de 25%.

El representante del Consejo Superior de la Empresa Privada José Adán Aguerri dijo que el Ministerio del Trabajo "acató la orden del presidente Ortega sin tomar en cuenta el orden y la responsabilidad económica, la competitividad y la productividad en el país".

Auguró "más desempleo" y "una situación económica más difícil que aumentará el empleo informal".

El promedio del salario mínimo en Nicaragua es de unos 50 dólares, pero cada una de las actividades económicas tiene su propia media. La ministra informó que el jueves será fijado el valor definitivo de los salarios en los diversos sectores de la economía.

El documento firmado el miércoles establece que el incremento del 18 por ciento al salario mínimo será aplicado también a los jubilados. Además, descarta cambios en las normas de producción para el sector industrial y programa la próxima negociación para noviembre.

 

 

AP

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?