| 1/14/2011 11:50:00 AM

GM completa contribución a fondos de pensiones con 60,6 millones de acciones

General Motors (GM) dijo hoy que ha completado la contribución de 60,6 millones de acciones de la compañía, valoradas nominalmente en unos 2.000 millones de dólares, a los fondos de pensiones de sus empleados y jubilados.

Washington - Los fondos están compuestos de 4.000 millones de dólares en efectivo, cantidad que ya había sido abonada previamente por la empresa en diciembre, y los 2.000 millones de dólares en acciones anunciados hoy.

La valoración de 2.000 millones de dólares ofrecida por General Motors está basada en un precio unitario por acción de 33 dólares, el valor de los títulos de la empresa cuando volvió a cotizar en los mercados el pasado 18 de noviembre.

Al precio de apertura de hoy, 38,18 dólares, la contribución de 60,6 millones de acciones tiene un valor de más de 2.313 millones de dólares.

En la actualidad, los fondos de pensiones de GM en Estados Unidos proporcionan prestaciones a unas 688.000 personas.

Según dijo GM, la última valoración de sus fondos de pensiones, realizada a fecha del 31 de diciembre de 2009, estableció que les faltaban 17.100 millones de dólares.

El director financiero de GM, Chris Liddell, dijo a través de un comunicado que "seguimos tomando las medidas necesarias para reducir nuestro perfil de riesgo, para poder concentrarnos en el diseño, producción y venta de los mejores vehículos del mundo".

Tras perder decenas de miles de millones de dólares desde el principio del siglo XXI, General Motors se declaró en quiebra a mediados de 2009.

La compañía recibió una inyección de dinero público de más de 50.000 millones de dólares que le permitió salir de la quiebra y reestructurar sus operaciones en Norteamérica.

En los nueve primeros meses de 2010, la compañía ganó 4.158 millones de dólares.

EFE

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?