| 6/27/2008 12:00:00 AM

Gasto personal en EEUU sube 0,8% en mayo

Washington.- El gasto personal de los estadounidenses subió un 0,8 por ciento en mayo, más de lo esperado, ya que los cheques del paquete de estímulo económico fortalecieron los presupuestos familiares, mostraron el viernes datos del Gobierno.

 

Se esperaba que el gasto personal, seguido de cerca por ser un barómetro sobre el comportamiento del consumidor, subiera un 0,6 por ciento en el mes, según el pronóstico de analistas consultados por Reuters.

Los analistas estaban ansiosos por conocer este dato para ver cómo han reaccionado los consumidores tras el incentivo fiscal por 48.000 millones de dólares en mayo, ante una economía que se enfría.

Fue el mayor incremento en el gasto personal desde noviembre pasado y se compara al aumento del 0,4 por ciento en abril.

El Departamento de Comercio dijo que el ingreso personal subió un 1,9 por ciento en mayo, el mayor avance desde septiembre del 2005, tras un incremento el 0,3 por ciento el mes anterior.

Los ingresos disponibles subieron un fuerte 5,7 por ciento en mayo, el aumento más grande desde mayo de 1975, gracias en gran medida a los cheques del estímulo fiscal. El Departamento de Comercio dijo que si no hubiera existido esa ayuda, el alza habría sido de 0,4 por ciento.

Además, la tasa de ahorro de los estadounidenses subió a su máximo en años. La tasa de ahorro personal se elevó al 5 por ciento el mes pasado, equivalente a un ritmo anual de 555.700 millones de dólares, máximo desde que empezaron los registros en 1959.

"Tuvimos un gasto en consumo muy fuerte, pero buena parte del dinero del reembolso impositivo fue destinado a los ahorros, lo que significa que ese dinero se mantendrá ahí," dijo Pierre Ellis, economista con Decision Economics en Nueva York.

La Ley de Estímulo Económico del Gobierno, aprobada de urgencia para evitar que el colapso del mercado inmobiliario hunda a la economía en una recesión, ofrecerá este año unos 106.700 millones de dólares adicionales a las familias estadounidenses. Ese dinero empezó a llegar a los estadounidenses desde fines de abril y terminará hacia mediados de julio.
En los datos del viernes, el índice general de precios basado en el consumo, conocido como PCE por sus siglas en inglés, subió un 0,4 por ciento en mayo tras un alza de 0,2 por ciento el mes previo.

Sin contar alimentos ni energía, el PCE subyacente, la medida favorita de la Reserva Federal sobre los precios, subió un muy leve 0,1 por ciento. Los analistas esperaban una subida de 0,2 por ciento.

 

Reuters

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?