| 7/8/2008 12:00:00 AM

G8 ve riesgos a la baja para economía, pide revaluación en China

Toyako, Japón.-  El Grupo de los Ocho países más industrializados (G8) expresó el martes su fuerte preocupación por los elevados precios de los alimentos y el petróleo, que según dijo, plantean riesgos para una economía global bajo serias tensiones financieras.

En un comunicado difundido en el segundo día de la cumbre anual de tres días del grupo, el G8 hizo un llamado indirecto para que China permita que el tipo de cambio del yuan, muy controlado por las autoridades, se aprecie y ayude a reducir los desequilibrios financieros globales.

"En algunas economías emergentes con superávit en cuenta corriente grandes y crecientes, es crucial que sus tipos de cambio efectivos se muevan de forma tal que ocurra el ajuste necesario," dijo el G8 en un comunicado, sin nombrar países en particular.

La inclusión de la palabra "algunas" marcó una ligera diferencia en la retórica respecto del comunicado del G8 del año pasado, que se refirió a la necesidad de que las economías emergentes en general permitieran un alza en el valor de sus tipos de cambio efectivos, o ponderados por el comercio.

El G8 no hizo otra mención a las monedas en su comunicado, pero un alto funcionario estadounidense dijo que el presidente George W. Bush reiteró su respaldo para el dólar fuerte durante las conversaciones.

"Por supuesto, el presidente reafirmó su interés en el dólar fuerte, y su compromiso con el dólar fuerte," dijo a los periodistas Dan Price, asistente de Bush para asuntos económicos internacionales. "Hubo una discusión general sobre los tipos de cambio."

Los mercados financieros, que tenían pocas expectativas acerca del encuentro del G8, pasaron por alto las declaraciones.

"Con respecto a las monedas, hubo opiniones de que la cooperación no sólo entre los países del G8, sino también con las economías emergentes, es necesaria. Pero no se habló específicamente de los movimientos del mercado cambiario," dijo un funcionario de Japón.

Los líderes de Japón, Gran Bretaña, Canadá, Alemania, Francia, Italia, Rusia y Estados Unidos dijeron que seguían optimistas sobre la resistencia de sus economías en el largo plazo y las perspectivas para el crecimiento global.

Señalaron que los mercados emergentes en particular aún crecen con fuerza.

"Sin embargo, la economía mundial ahora enfrenta incertidumbre y persisten los riesgos a la baja. Entre otros, expresamos nuestra fuerte preocupación por los elevados precios de las materias primas, especialmente del petróleo y los alimentos, pues representan un desafío serio para el crecimiento estable a nivel mundial, tienen implicaciones serias para los más vulnerables e incrementan las presiones inflacionarias globales," dijo el G8.

 

 

AP

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?