| 2/10/2012 11:45:00 AM

Frustrada una reunión de directivos de Air France con el comité

Una reunión de la dirección de Air France con el comité de empresa, en la que la empresa quería informar de sus planes laborales y de la denuncia del convenio, quedó hoy frustrada tras irrumpir un grupo de personas en el lugar de encuentro y expulsar a los directivos.

París - Una portavoz de Air France explicó a Efe que la suspensión del encuentro entre directivos y representantes de los trabajadores se produjo por la llegada de personas "ajenas" al comité de empresa. Según la citada fuente, la situación fue escalando a lo largo de hora y media y acabó con la expulsión de los directivos.

La portavoz recordó que esta cita se enmarcaba "en el proceso de denuncia de cierto número de acuerdos y convenciones" planteado por el presidente, Alexandre de Juniac, para "adaptar estas convenciones al nuevo modelo económico" de la aerolínea y ganar en competitividad. Se trata de "ganar en competitividad" y remontar la situación tras los resultados negativos de los últimos trimestres, indicó la citada fuente.

A la luz de la crisis y de la creciente competencia de las compañías de bajo coste, Air France pretende renegociar algunos acuerdos con la plantilla, con el objetivo de lograr una mayor flexibilidad en su funcionamiento. La aerolínea ha sido esta semana la principal afectada por el paro de cuatro días de los sindicatos del transporte aéreo en Francia contra un proyecto de ley del Gobierno sobre huelgas que obliga a los que participen en un paro a anunciar su intención con 48 horas de antelación.

La huelga entre el lunes y el jueves supuso la anulación de mas de un millar de vuelos. Air France había estimado que la protesta le iba a costar entre ocho y diez millones de euros diarios.

EFE
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?