| 9/18/2007 12:00:00 AM

FMI: Posición de Brasil para mediano plazo es favorable

El FMI calificó como "particularmente notable" las importantes reducciones en la inflación y los indicadores de deuda pública, así como el trabajo del equipo económico de Lula en la acumulación de divisas en "niveles de comodidad".

Washington_  El Fondo Monetario Internacional elogió el martes al gobierno del presidente Luiz Inacio Lula da Silva por el "fuerte rendimiento económico" de Brasil y dijo que las proyecciones del país para el mediano plazo "son favorables".

Brasil, sobre la base de un ambiente global favorable, "está cosechando los beneficios de un impresionante esfuerzo fiscal, una firme política monetaria y una reducción de la vulnerabilidad", dijo.

La opinión figura en una evaluación del directorio ejecutivo del Fondo acerca del rendimiento económico del país, un mecanismo que la institución activa en coordinación con los gobiernos aun cuando estos no estén buscando créditos.

El FMI calificó como "particularmente notable" las importantes reducciones en la inflación y los indicadores de deuda pública, así como el trabajo del equipo económico de Lula en la acumulación de divisas en "niveles de comodidad".

El directorio, que terminó la revisión el 30 de julio, también elogió "las mejoradas políticas sociales" del país que, según indicó, han contribuido a "una importante reducción de las tasas de pobreza".

En trimestres recientes, Brasil ha crecido a una tasa de entre 4,5 y 5,0% de base anual, con una demanda interna recuperada e incentivada por ablandamientos de la política monetaria, dijo.

El FMI calcula que Brasil crecerá en 4,5% en el 2007, mejor que el nivel logrado el año pasado, de 3,75%.

La inflación a mayo para los últimos 12 meses fue de 3,2%, una tasa que el FMI dijo que estaba "bien por debajo" de la inflación de mediano plazo del 4,5%.

La inflación anual en el 2007 sería del 3,5%, agregó.

El FMI hizo notar que las cuentas fiscales siguen fuertes, pese a cierto debilitamiento en el superávit primario en el 2006. Luego de alcanzar un récord alto del 4,4% del producto bruto interno en el 2005, el superávit fiscal primario declinó al 3,9% en el 2006.

Al concluir el año, el gobierno espera un mayor flujo de capitales bajo el programa piloto de inversiones a fin de encarar las necesidades de infraestructura.

Brasil se salió el año pasado de los programas del FMI al pagar con un solo cheque el total de su deuda de unos 15.000 millones de dólares.

 

 

AP

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?