| 9/29/2010 9:20:00 AM

FMI califica positivamente la evolución económica de Guatemala

La evolución económica de Guatemala ha sido positiva no obstante las condiciones adversas, afirmó el martes un alto funcionario del FMI tras concluir una revisión del desempeño de ese país.

Washington.- "La recuperación económica de Guatemala ha continuado a pesar de los desastres naturales que afectaron al país en mayo", afirmó en un comunicado Murilo Portugal, subdirector gerente y presidente interino del Directorio Ejecutivo del Fondo Monetario Internacional.

El directorio concluyó el martes la cuarta revisión del desempeño económico guatemalteco bajo un programa respaldado por un crédito contingente a 18 meses, también conocido como "acuerdo stand-by".

"La respuesta de políticas proactivas implementadas por las autoridades ante la crisis mundial, apoyada por un acuerdo 'stand-by' con el Fondo, ha otorgado una base sólida para este resultado", agregó el funcionario.

"Se espera que el crecimiento real del producto interno bruto siga subiendo, la posición en la balanza de pagos está fortaleciéndose, el sistema financiero sigue resistente y han disminuido aún más los riesgos que enfrenta el pronóstico", señaló.

El acuerdo, por la cantidad equivalente a 630,6 millones en derechos especiales de giro (SDR, por sus siglas en inglés) -aproximadamente US$974,7 millones-, fue aprobado el 22 de abril del 2009.

Las autoridades guatemaltecas han declarado sus intenciones de continuar tratando al acuerdo como precautorio.

"El desempeño bajo el programa ha seguido siendo sólido. Los criterios cuantitativos al final de junio de 2010 se cumplieron y la inflación se mantuvo dentro de la banda consultiva interna acordada en el programa. El acuerdo 'stand-by' por 18 meses, que terminará el 21 de octubre, seguirá siendo tratado como preventivo", agregó Portugal.

 

AP

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?