| 9/4/2007 12:00:00 AM

Familias esperan cadáveres de ex diputados colombianos

En la mañana del martes, Fabiola Perdomo, viuda de uno de los legisladores muertos, interrumpió sus plegarías y se desplazó junto con otros familiares a esperar los cuerpos.

Cali, Colombia.- Los familiares de 11 ex diputados regionales muertos en cautiverio de las FARC esperaban reunidos en la morgue de esta ciudad la llegada de los cadáveres de sus seres queridos, en un conmovedor pasaje del drama del secuestro que azota a numerosas familias colombianas.

"Durante cinco años este viaje (a la morgue) era parte de una pesadilla, pero en las últimas semanas era lo que más deseaba", dijo Perdomo a la AP.

Docenas de familiares esperaban la llegada a Cali, la tercera ciudad de Colombia y a 300 kilómetros al suroeste de Bogotá, del equipo del Comité Internacional de la Cruz Roja (CICR) que fue el lunes a buscar los cuerpos, cuya entrega por parte de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) pone fin a semanas de incertidumbre.

Pese a la expectativa, oficialmente el CICR no ha confirmado la conclusión de su misión para el martes. En la casa de Perdomo rezaban las familias desde el domingo alrededor de un altar formado por 11 cirios con las fotos de los políticos incrustadas, esperando el aviso del organismo humanitario que recibió las coordenadas donde recuperar los cuerpos.

Algunos parientes llegaron desde la madrugada a esperar. "No me importa en que estado está el cuerpo, necesito verlo, ver que realmente murió", dijo a la AP John Jairo Hoyos, hijo de una de las víctimas. Otros familiares llegarón más tarde, la mayoría vestía de riguroso luto. Los muertos hacen parte de los 12 diputados engañados por un comando de las FARC que los secuestró en abril del 2002, cuando guerrilleros disfrazados de militares llegaron a la sede de la Asamblea Regional del Valle y la evacuaron inventando que había una bomba en el lugar.

Las FARC informaron a fines de junio que 11 de los políticos murieron en medio de un enfrentamiento con grupo armado no identificado. El diputado que sobrevivió no estaba en el mismo lugar del supuesto combate. Pero gobierno rechaza esa versión y acusa a la guerrilla de haberlos asesinado.

Al llegar los cadáveres serán sometidos a una autopsia por médicos forenses colombianos en la que participarán como observadores expertos de Portugal, Canadá, Argentina, Bolivia y Dinamarca, informó el jefe del equipo encargado de la diligencia, Jairo Silva. Patricia Nieto, esposa del único sobreviviente Sigifredo López, vive su propio calvario "a la espera de pruebas de supervivencia", pues mientras para los demás recuperar los restos "es un círculo que se cierra... yo sigo luchando", declaró.

Cerca de otros 45 rehenes como la ex candidata presidencial Ingrid Betancourt, tres estadounidenses, uniformados y varios políticos más, siguen en poder de las FARC, que ofrece liberarlos mediante la negociación de un acuerdo humanitario para excarcelar a cientos de guerrilleros por parte del gobierno.

El grupo insurgente exige desmilitarizar una zona del suroeste del país para tener un sitio para realizar los acercamientos, pero el presidente Alvaro Uribe sostiene que no cederá "ni un milímetro" del país, basado en el fracasado despeje militar concedido por el anterior presidente Andrés Pastrana para negociar la paz con esa organización guerrillera izquierdista.

Tras años de intransigencia que impiden que las partes dialoguen, los familiares de los secuestrados cifran sus esperanzas en la reciente mediación del presidente venezolano Hugo Chávez.

 

AP

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?