| 1/15/2007 12:00:00 AM

Evo Morales dice que busca nacionalización de minería

El domingo, los presidentes Hugo Chávez, de Venezuela, y Evo Morales, de Bolivia, acompañaron a Rafael Correa en un acto simbólico de posesión en la población de Zumbahua, provincia de Cotopaxi, en donde poblaciones indígenas ecuatorianas le entregaron el mando.

Quito.- El presidente boliviano Evo Morales anticipó el lunes en esta capital una próxima reunión técnica en su país "para buscar recuperar y nacionalizar la minería en Bolivia".

"Bolivia tiene mucha riqueza, lamentablemente también pobreza, por causa de un mal manejo y distribución. Estamos primero en el proceso de recuperación, para después redistribuir todo eso", dijo en canal 8 de televisión.

Morales asistió en esta capital a la posesión del mando del presidente Rafael Correa.

"En la minería recién vamos a empezar las transformaciones profundas. El sábado, en la tarde, tengo una reunión con el equipo técnico-jurídico de mi gobierno para buscar recuperar y nacionalizar la minería en Bolivia", expresó.

Anunció la decisión de su gobierno de industrializar la minería.

Morales acotó que el eje de cooperación en la región debe ser precisamente el tema energético "debemos convertir a la región en una potencia en gas y no solamente hablar de dos o tres países", expresó.

Acerca del presidente ecuatoriano, señaló que "nos alienta bastante, más cuando ha habido un triunfo de un gobierno que propone transformaciones profundas, democráticas, pacíficas, mediante la Asamblea Constituyente y cambio a un modelo económico".

Añadió que cuando él ganó la presidencia, hubo comentarios negativos, como ahora sucede en Ecuador con Correa.

"También nos dijeron que íbamos a acabar con la propiedad privada o que va a haber inflación, pero es falso. En menos de una año, ha crecido la economía", concluyó.

 
 
AP
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?