| 6/20/2013 11:03:00 AM

Eurozona intenta cerrar las reglas de la recapitalización bancaria directa

El Eurogrupo intenta acordar las directrices de la futura recapitalización directa de la banca, al tiempo que abordará el estado de los rescates de Grecia y Chipre y aprobará formalmente la extensión de los plazos de devolución de los préstamos concedidos a Irlanda y Portugal.

Los ministros de Finanzas de la eurozona tendrán que decidir, entre otras cuestiones, si habrá plena retroactividad, ninguna o una que se decida "caso por caso" para que los países que se han beneficiado de ayudas bancarias como España puedan eliminar de su balance el impacto de las mismas en la deuda.

El Eurogrupo descarta que España quiera y vaya a beneficiarse de la recapitalización directa retroactiva para la banca con el fin de eliminar el impacto de la ayuda recibida en la deuda de las cuentas públicas, porque "la señal que enviaría sobre la fortaleza del balance del Estado español no sería precisamente eufórica", dijo un funcionario de la eurozona bajo condición de anonimato.

Además, el Eurogrupo considera que las perspectivas económicas de España son buenas pese a los problemas de crecimiento y los importantes niveles de desempleo y cree que el país será, a cinco años vista, el "polo del crecimiento de Europa", porque ha hecho "muchas reformas significativas", indicó la misma fuente.

Sobre la mesa está, además, decidir la cantidad que el Mecanismo Europeo de Estabilidad (MEDE) podrá destinar a la recapitalización directa, para lo que hay una horquilla de entre 50.000 y 70.000 millones, aunque el debate va hacia un tope de 60.000 millones.

La eurozona ha establecido además varias condiciones para que un Estado pueda solicitar la recapitalización directa del MEDE.

Primero tiene que haber suficientes contribuciones de acreedores privados y de los accionistas, con quitas sobre la deuda incluida, y el país debe intentar primero rescatar el banco por sus medios.

Además, habrá un esquema de reparto de carga entre el MEDE y los países miembros y antes de recibir ayuda financiera habrá pruebas de resistencia y evaluaciones de la calidad de los activos, la capacidad de absorbción de pérdidas y la viabilidad del banco.

El MEDE podrá suspender parcial o totalmente la coparticipación del Estado miembro en los casos en los que un país miembro no pueda aportar esta cantidad debido a su posición fiscal e implicaciones importantes para el acceso a los mercados.

El Eurogrupo analizará también el estado del rescate de Grecia en medio de la polémica creada por el cierre de la radiotelevisión pública griega ERT y el programa de Chipre.

La troika ha recibido del presidente chipriota, Nikos Anastasiadis, una carta en la que solicita ayuda a la vista de los problemas que está planteando el memorando del rescate, pero los ministros no contemplan una renegociación, según las fuentes.

La eurozona aprobará formalmente, asimismo, la extensión media de siete años en los plazos de devolución de los préstamos concedidos a Irlanda y Portugal tras el respaldo político de los ministros en abril pasado a la medida.

EFE/D.com

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?