| 2/5/2010 4:00:00 PM

España cierra 2009 en recesión, pero modera contracción económica

España lleva un año y medio inmersa en recesión y el dato, aunque mejor que el de otros trimestres, dio al traste con las expectativas del gobierno de un ligero repunte económico en el último semestre del año, tal y como ha ocurrido en los países del entorno europeo.

Madrid.- La economía española moderó su contracción en el último trimestre de 2009, con una caída del Producto Interno Bruto del 0,1%, pero cerró el año con un crecimiento negativo del 3,6%, el mayor descenso de las últimas décadas según el informe hecho público el viernes por el Banco de España.

La vicepresidenta María Teresa Fernández de la Vega pidió confianza en las medidas que está adoptando el ejecutivo para hacer frente a la crisis y equilibrar el sistema productivo, excesivamente dependiente de la construcción.

"Estamos convencidos de que la senda que hemos iniciado va a llevarnos a la recuperación", dijo De la Vega al término de la reunión semanal del gabinete.

El avance del Banco de España, que debe ser ratificado por el Instituto Nacional de Estadística, dijo que la alta tasa de desempleo, cercana al 19%, volvió a desplomar el consumo de las familias, repercutiendo en todos los sectores de una economía ahogada por el colapso inmobiliario, el entorno de desacelaración y la deuda. En ese sentido, el déficit público, del 11,4% del PIB según el gobierno, ha despertado dudas en el resto de Europa sobre la fiabilidad de la economía española y la gestión de la crisis que está realizando el ejecutivo socialista de José Luis Rodríguez Zapatero.

La Bolsa de Madrid acumula una semana de fuertes descensos. El Ibex 35, que agrupa a los valores más importantes del mercado español, cayó un 6% el jueves, el mayor descenso desde noviembre de 2008. Sin embargo, De la Vega subrayó que España es un país fiable y que el gobierno, a pesar de las dificultades, no piensa "soltar el timón".
La vicepresidenta recordó que los bancos españoles han resistido los embates de la crisis, a diferencia de otras entidades financieras del resto del mundo, y aseguró que indicadores como la mejora de la confianza de los consumidores y la reducción de la deuda de las familias permiten deducir que lo peor de la crisis ya ha pasado.

"Los retos económicos a los que nos enfrentamos son grandes, pero nuestra economía es fuerte y fiable", señaló. "No vamos a permitir que se ponga en cuestión la credibilidad, el potencial y la fortaleza de España".

 

AP

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?