| 10/11/2007 12:00:00 AM

Empresarios piden a EEUU y Brasil final de Ronda de Doha

Entre el paquete de seis sugerencias también figuró llegar a un acuerdo entre Washington y Brasilia para eliminar la doble tributación o cargas fiscales cobradas en los dos países, así como facilitar el flujo de inversiones destinadas a obras de infraestructura.

Brasilia.- Presidentes de gigantes industriales de Estados Unidos y Brasil presentaron el jueves a ministros de sus dos países un paquete de sugerencias para mejorar el comercio y las relaciones entre los dos países, entre ellas finalizar un acuerdo de la Ronda de Doha.

Las sugerencias fueron preparadas por 10 ejecutivos de empresas brasileñas y otra decena de presidentes de compañías estadounidenses reunidos en Brasilia en el primer encuentro del "Foro de Ceo's Brasil-Estados Unidos", una instancia cuya creación fue promovida por el presidente George W. Bush y su colega brasileño Luiz Inacio Lula da Silva, en marzo pasado, con el fin de promover el comercio y la inversión entre las dos naciones.

La reunión de día y medio del foro, cuya segunda sesión será en Estados Unidos en el segundo semestre del 2008, fue encabezada en la jornada por el secretario de Comercio estadounidense Carlos Gutiérrez, su colega brasileño Miguel Jorge, así como por el director del capítulo brasileño del foro, Josué Gomes da Silva, presidente del gigante textil Companhia de Tecidos Norte de Minas (Coteminas) y Tim Solso, director del foro por el lado estadounidense y presidente de Cummins Inc. la corporación fabricante y distribuidora de motores diesel, plantas de generación eléctrica, entre otros.

También participaron la ministra jefa de gabinete brasileño Dilma Rousseff y Allan Hubbard, asesor del presidente Bush en políticas económicas.

"Vemos a Brasil como un mercado clave para el crecimiento", dijo Solso en una conferencia de prensa conjunta con el resto de ministros y Gomes da Silva.

A su lado, Hubbard, dijo que "esto no es sólo palabras, queremos resultados" y que aunque no podían, ninguno de los dos gobiernos, prometen soluciones inmediatas, sí, por lo menos, encarar esos problemas para incrementar una corriente comercial de unos 45.000 millones de dólares anuales.

Hubbard dijo que el pondría al comienzo de lista de sugerencias de los empresarios, por el impacto que generaría su aplicación, "completar la Ronda de Doha, que tendría un gran impacto no sólo en Brasil sino en el mundo entero en términos de mejorar los niveles de calidad de vida". "Para ser honesto va a requerir el liderazgo de Brasil y de Estados Unidos para lograrlo", dijo Hubbard.

La Ronda de Doha de los 151 países miembros de la Organización Internacional de Comercio (OMC) ha estado bloqueada desde julio del 2005 por la negativa del mundo industrializado a reducir los subsidios agrícolas que otorgan a sus productores, así como por la renuencia de las naciones en desarrollo a ofrecer un mayor acceso a sus mercados de bienes y servicios.

Esa negociación de la Ronda de Doha, llamada así por la capital de Qatar donde comenzaron en el año 2001, es considerada clave para sacar a millones de personas de la pobreza e inyector miles de millones de dólares a la economía mundial.

 

 

AP

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?