| 12/16/2005 12:00:00 AM

El Gobierno actualiza su plan financiero para 2006

La baja más significativa es la de endeudamiento interno a través de la emisión de Títulos de Tesorería (TES) que descendió de 28,5 billones de pesos a 25,7 billones de pesos.

El Gobierno Nacional a través del Ministerio de Hacienda, actualizó el Plan Financiero para el año 2006 con base en las mejores cifras que se están obteniendo en materia de ajuste fiscal y de crecimiento de los ingresos tributarios.

Las necesidades de buscar financiamiento en 2006 que inicialmente fueron planeadas en 42,3 billones de pesos, quedaron reducidas a 37,7 billones de pesos.

La baja más significativa es la de endeudamiento interno a través de la emisión de Títulos de Tesorería (TES) que descendió de 28,5 billones de pesos a 25,7 billones de pesos.

En endeudamiento externo la meta era la de conseguir 5,4 billones de pesos y ahora se van a obtener 5,6 billones.

Para el 2006 se espera que el Banco de la República le gire a la Nación utilidades por 251 mil millones de pesos, cuando inicialmente estaba programado que fueran 198 mil millones.

Se estima que por privatizaciones los ingresos sean de 1,2 billones de pesos y no de un billón como estaba pronosticado.

En lo que se refiere al déficit fiscal total del país en el año 2005 la meta inicial fue del 2,5 por ciento y luego se redujo al 1,6 por ciento.

Hoy el ministro de Hacienda, Alberto Carrasquilla, aseguró que el déficit total será del 1,2 por ciento en el presente año.

Para el año 2006 la meta de ese déficit será del 2 por ciento.

¿Por qué ese mayor déficit con respecto de 2005? Porque se incrementarán las inversiones en vías en 1,9 billones de pesos, pasando de 4,6 billones en 2005 a 5,6 billones en 2006.

Por ejemplo, el presupuesto del Invías para el Plan 2500 de integración y pavimentación se incrementó de 338 mil a 880 mil millones; el de construcción de infraestructura vial crecerá de 118 a 168 mil millones; y el resto de programas del Invías de 327 mil a 356 mil millones.

En el caso de las inversiones en los sistemas de transporte masivo que se realizan en ocho ciudades del país, el presupuesto se eleva de 412 mil a 540 mil millones de pesos.

Para el Transmilenio de Bogotá la inversión será de 268 mil millones de pesos contra 140 mil millones que estaban inicialmente planeados.

En el Sistema Masivo Integrado de Occidente (MIO) de Cali, hay una menor inversión de 104 mil millones frente a los 186 mil millones que estaban programados.

Y en los otros sistemas de transporte la inversión pasa de 86 mil a 168 mil millones de pesos.

Para los programas del Instituto Nacional de Concesiones (INCO) el presupuesto inicial era de 256 mil millones y se aumentó a 485 mil millones; para agua potable subió de 116 mil a 198 mil millones.

En el sector de Defensa y Policía se elevarán las inversiones de 4,7 a 5,5 billones de pesos; en la rama judicial especialmente en el Inpec y la Fiscalía de 1,7 a 1,9 billones; por las elecciones se tienen que gastar 100 mil millones de pesos.

Con respecto al déficit del Gobierno Nacional Central el Ministro de Hacienda recordó que la meta inicial era del 6,2 por ciento, pero que en 2005 será del 5,1 por ciento.

La meta para 2006 será del 5,2 por ciento.

En el 2006 se pagarán 13,4 billones de pesos por intereses de la deuda; 14,4 billones para pensiones; 34,3 billones para funcionamiento; en transferencias a los municipios y departamentos se girarán 22,9 billones de pesos.

En cuanto a los ingresos por impuestos se espera que lleguen a ser de 47,7 billones de pesos.

En referencia al peso de la deuda con relación al Producto Interno Bruto se comenzó el año con un nivel del 48,2 por ciento y se cerrará el 2005 con un 36,4 por ciento.

La meta que en el 2015 era reducir ese peso de la deuda al 31 por ciento del PIB ahora se rebajó al 27 por ciento del PIB.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?