| 4/27/2012 4:00:00 PM

El Consejo de Europa aspira a la "transparencia fiscal mundial"

La Asamblea Parlamentaria del Consejo de Europa (APCE) pidió hoy "una transparencia fiscal a nivel mundial" y políticas "más firmes" contra los paraísos fiscales, mediante una serie de medidas, entre ellas el intercambio automático de todas las informaciones fiscales.


Los parlamentarios adoptaron una resolución sobre el tema y consideraron "una obligación moral" luchar contra las distorsiones mundiales que conllevan las prácticas fiscales predadoras y abusivas.

"En particular el secreto bancario, la falta de transparencia y de vigilancia pública efectiva", pero también -subrayó la APCE en un comunicado- los precios artificialmente bajos, las disposiciones fiscales predadoras "y las técnicas contables abusivas en el seno de las multinacionales".

Prácticas todas ellas "que sancionan las finanzas públicas y penalizan gravemente el interés público", resaltaron.

El objetivo es "acabar" con la "evasión y el fraude fiscales a gran escala" que posibilitan las jurisdicciones "adeptas del secreto, los paraísos fiscales y los centros financieros 'offshore'" aseguró la APCE en su comunicado.

Según la Asamblea, gracias a "la presión de una protesta pública cada vez más fuerte" la cooperación internacional se ha intensificado "contra las causas profundas" de los problemas que plantean los paraísos fiscales, en especial a nivel del G-20.

Sin embargo, "la situación está lejos de ser satisfactoria", añadió.

"Queda aún mucho por hacer para poder acabar con las escapatorias legales" y con las llamadas 'zonas grises'", destacó la Asamblea.

Por ello, pidió que se ejerza mayor presión contra las jurisdicciones adeptas al secreto y contra los paraísos fiscales identificados, lo que permitirá "eliminar progresivamente el secreto bancario fiscal".

Obligar a las multinacionales, allá donde operen, y en todos los sectores, a "rendir cuentas país por país", es otra de las medidas que la APCE considera indispensables.

Al igual que "prohibir las cuentas anónimas, la contabilidad fuera del balance y las acciones al portador".

La Asamblea estimó además necesario que "los beneficiarios finales" de todo tipo de entidades sean conocidos públicamente; se armonicen las prácticas fiscales en toda Europa y fuera de ella y se orienten todas las informaciones fiscales hacia el intercambio automático.

Igualmente, la APCE pidió que se acabe con las "técnicas artificiales de reducción fiscal", que incluso si son legales "no son éticas".

La nota recordó, a los efectos, que "la solidez de los sistemas fiscales" es el zócalo de las finanzas públicas, que sostienen la gobernanza democrática, la autoridad pública, la estabilidad macroeconómica y la cohesión social.

EFE

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?