| 6/2/2011 10:00:00 AM

El BCE contempla la participación de los bancos en un nuevo rescate a Grecia

El Banco Central Europeo (BCE) contempla ahora la participación de los acreedores privados en un nuevo rescate a Grecia, pero se opone firmemente a una reestructuración de la deuda.

Fráncfort - Así lo dijo este jueves el vicepresidente del BCE, Vitor Constancio, en la ciudad alemana de Aquisgrán en la entrega del Premio Carlomagno al presidente de la entidad monetaria europea, Jean-Claude Trichet.

"Siempre hemos entendido la participación del sector privado de alguna forma como una posibilidad", según Constancio.

El economista jefe del BCE, Jürgen Stark, manifestó la misma posición a favor de una participación de los inversores privados en una entrevista que el diario italiano "Il Sole 24 Ore" publica en su edición de hoy.

Stark dijo que el BCE no considerará un impago que los bancos acuerden voluntariamente prolongar sus posiciones en bonos griegos y podría ser una forma aceptable de que los inversores privados participen en el rescate a Grecia.

El presidente del Eurogrupo (ministros de Finanzas de la zona del euro), Jean-Claude Juncker, prevé que Grecia consiga en junio nuevas ayudas financieras internacionales.

"Grecia recibirá un nuevo programa de ayuda, según mi impresión personal y mi conocimiento", dijo Juncker al asistir al acto de entrega del Premio Carlomagno a Trichet.

Este nuevo programa estará vinculado a "fuertes condiciones", según Juncker.

Añadió que Grecia deberá mostrar que puede lograr sus objetivos presupuestarios para 2011, aplicar el programa de privatizaciones y aprobar reformas estructurales.

El BCE se opone a la reestructuración de la deuda griega y ha advertido de las catastróficas consecuencias que tendría prolongar el vencimiento de la deuda de Grecia u otras formas de reestructuración, ya que la entidad no aceptaría esos bonos como garantía en sus operaciones de refinanciación.

En ese caso, los bancos comerciales griegos perderían el acceso a la financiación a corto plazo que ofrece la entidad monetaria.

El FMI y los países de la zona del euro, que entregaron hace un año a Grecia un préstamo de 110.000 millones de euros, evalúan desde hace una semana el grado de cumplimiento de los compromisos asumidos por Atenas sobre reducción del gasto y eficacia de las nuevas medidas.

La aprobación del FMI y de los socios europeos supondría el desbloqueo de los 12.000 millones de euros del quinto tramo del préstamo concedido en 2010 e, incluso, la posible aprobación de nuevas ayudas por valor de 60.000 millones de euros.

La agencia de medición de riesgo Moody's ha rebajado tres escalones la calificación de la deuda soberana de Grecia y amenaza con volver a degradarla ante el riesgo de impago de sus obligaciones sin una reestructuración del débito.

Moody's rebajó a Caa1, desde B1, la nota de los bonos griegos con lo que los hundió aún más en el nivel de bono basura, y situó la nueva calificación en perspectiva negativa, lo que significa que puede volver a degradarla.

 

 

 

EFE

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?