| 7/2/2009 12:00:00 AM

EE.UU. pierde 467.000 empleos en junio

La pérdida de 467.000 empleos superó ampliamente la cifra de 363.000 que esperaban los analistas y rompió con cuatro meses de moderación en el ritmo de despidos.

WASHINGTON - Estados Unidos eliminó 467.000 empleos en junio, más de lo esperado por los analistas, mientras que la tasa de desempleo subió nuevamente, en una nueva evidencia de que se mantiene el deterioro del mercado laboral, pese a las señales de mejora en la economía.

En su informe mensual, el Departamento de Trabajo dijo también el jueves que la tasa de desempleo subió una décima a un 9,5 %, igualando un máximo alcanzado en agosto de 1983. Sin embargo, se ubicó debajo del 9,6 % que habían estimado los economistas consultados por Reuters. 

"Tal parece que la economía aún estuvo perdiendo fuerza sobre el fin del segundo trimestre. Este informe es débil en todas sus partes. Lo único positivo es que la caída en las nóminas no sería tan grande como vimos a comienzos de año", dijo William Sullivan, economista jefe de JVB Financial Group en Boca Raton, Florida.

Los datos mostraron que en abril y mayo se perdieron unos 8.000 empleos menos de lo estimado previamente. La cifra de mayo fue revisada para reflejar el cierre de 322.000 plazas, mientras que la de abril fue rectificada a -519.000.

Si bien las pérdidas de empleo en junio fueron generalizadas, las cifras mostraron la mayor caída en el sector servicios, con un cierre de 244.000 puestos tras una pérdida de 107.000 en mayo.

La industria de servicios profesionales y de negocios perdió 118.000 empleos, mientras que el sector público cerró 52.000 puestos.

El rubro manufacturero fue uno de los pocos en mostrar menores pérdidas de empleo frente a mayo, con un cierre de 136.000 puestos tras pérdidas de 156.000 en mayo.

 

 

(Reuters)

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?