| 2/12/2008 12:00:00 AM

Ecuador revisa estructura presupuestaria 2008

Quito.- Ecuador anunció el martes que elevaría el monto del presupuesto del Gobierno Central del 2008 por sobre los 13.000 millones de dólares, desde una cifra previa de 10.357 millones de dólares, por la eliminación de fondos petroleros y el impacto de una reforma tributaria.

El incremento, que alcanzaría a un 25,5 por ciento, es parte de una política del presidente Rafael Correa de desmontar cuentas de ahorro petrolero y alimentar con estos recursos el presupuesto para potenciar su uso para la reactivación económica y la construcción de obras de infraestructura.

Los fondos petroleros se destinan a gastos específicos -que financian baches fiscales hasta proyectos hidroeléctricos- y su supresión es analizada por la Asamblea Constituyente, que tiene poderes omnímodos para reformar la Constitución y es liderada por una férrea mayoría oficialista.

La eliminación de los fondos provocará que los recursos generados por la venta de crudo de Ecuador alimenten el presupuesto del Gobierno Central, que alcanzaría el nivel más alto de su historia, anunció a periodistas el ministro de Finanzas, Fausto Ortíz.

El líder del equipo económico del quinto productor de crudo de Sudamérica aseguró que la abolición de los fondos y los recursos de una reforma tributaria que apunta a eliminar la evasión y elusión aportarán, en conjunto, más de 3.000 millones de dólares a las arcas fiscales.

Sin embargo, la nómina revisada de ingresos y egresos registraría un déficit de 604 millones de dólares, porque igualmente el fisco continuará entregando fondos a los actuales beneficiarios de esos fondos, que van desde programas sociales hasta la construcción de plantas energéticas.

El plan contempla cubrir este déficit con la colocación de deuda interna o la contratación de créditos con entes multilaterales. Ortíz no descartó la opción de usar el saldo de los fondos que no usó en el 2007 y que alcanza a unos 1.400 millones de dólares para equilibrar el presupuesto.

Ortíz inicialmente dijo que el presupuesto treparía a unos 13.550 millones de dólares, pero posteriormente aseguró que podría ascender a unos 13.395 millones de dólares dependiendo de los términos en que se apruebe la reforma, que es rechazada por la población.

El proyecto ha causado preocupación entre analistas de Wall Street, porque erosionaría la capacidad de ahorro del quinto productor de crudo de Sudamérica y volverlo vulnerable a choques externos, como la caída del precio del petróleo o una desaceleración de las principales economías del mundo.

La Asamblea Constituyente de 130 miembros analizará la iniciativa en los próximos días.

En un intento por acallar las críticas en el sentido de que se podrían dilapidar estos recursos, Correa propuso que los recursos sean ingresos de capital y, por ende, no podrán financiar gastos corrientes, como salarios, transferencias y otros correspondientes a operaciones estatales.

El cuerpo legal igualmente eliminaría trabas legales que impedían el crecimiento anual del gasto público en más del 3,5 por ciento en términos reales y los reemplazaría con la obligatoriedad de que los egresos corrientes sean financiados con ingresos corrientes, como los tributarios.

 

 

Reuters

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?