| 7/2/2007 12:00:00 AM

Ecuador no cree en el libre comercio

Ecuador no cree en el libre comercio sino en un comercio regulado, dijo el lunes la canciller María Fernanda Espinosa, quien señaló que "me parece que ha habido un endiosamiento del libre comercio".

QUITO _ En declaraciones a canal 4 de televisión, afirmó que "nosotros no creemos en el libre comercio, creemos que debe existir un comercio regulado con reglas claras y que beneficien a todas las partes".

"No creo que hay que establecer plantillas únicas para relacionarse con todo el mundo, es bueno establecer un menú de diálogo comercial que permita optimizar y potenciar las ventajas comparativas ... protegiendo la producción nacional en el ámbito de una economía dolarizada que es una desventaja", señaló.

Expresó que "es duro" no tener política monetaria.

Desde el año 2000 este país adoptó al dólar como moneda oficial a fin de enfrentar una aguda crisis económica que puso a Ecuador al filo de la hiperinflación y causó el cierre o la quiebra de la mitad de los 42 bancos que existían entonces.

Espinosa manifestó que "ha habido un endiosamiento del libre comercio, a veces se pierde la perspectiva y se cree que el comercio es un fin en si mismo, el comercio tiene que ser una herramienta en el desarrollo nacional, una herramienta en el combate de la pobreza".

Ecuador se ha negado a obtener un tratado de libre comercio con Estados Unidos, país a donde va la mayor parte de sus exportaciones.

Explicó se busca un acuerdo comercial que garantice que todas las partes ganen "que se nos trate de manera horizontal y equitativa, en que estén por delante los intereses del país, de las grandes mayorías, del agro ecuatoriano".

Destacó que Ecuador ha propuesto a Estados Unidos la necesidad de establecer una agenda para iniciar un diálogo que permita establecer un acuerdo comercial de largo plazo.

Precisó que la agenda comercial con Estados Unidos "la pondríamos nosotros" para establecer reglas "claras y justas que beneficien a ambas partes".

Acerca de las preferencias arancelarias (ATPDEA por sus siglas en inglés) que el congreso de Estados Unidos extendió la semana pasada por ocho meses a Ecuador, Colombia, Perú y Bolivia, como compensación a los cuatro países por su lucha contra las drogas, Espinosa comentó que "no es una concesión que da Estados Unidos a Ecuador, es un beneficio mutuo".

Añadió que la producción asociada al ATPDEA genera 350.000 empleos seguros y dignos y que adicionalmente cumple la tarea de prevenir la migración y que los ecuatorianos se dediquen a actividades ilícitas.

AP

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?