| 1/25/2011 9:45:00 AM

Economía británica sufre contracción en cuarto trimestre

La economía del Reino Unido sufrió una impactante contracción del 0,5% en los últimos tres meses del 2010, donde el crudo invierno boreal fue causante de sólo parte de su primera recaída en cinco trimestres.

Londres  - La producción en construcción y servicios -sectores dominantes de la economía- reportaron severas contracciones trimestrales y la Oficina Nacional de Estadísticas dijo incluso que sin los problemas generados por el diciembre británico más frío en un siglo, a la economía le habría costado registrar crecimiento.

"Esta es una cifra horrenda. Un absoluto desastre para la economía", dijo el economista de Daiwa Hetal Mehta.

Con una inflación en 3,7 por ciento anual, que casi duplica la meta del Banco de Inglaterra, las chocantes cifras del martes reavivan el temido fantasma de la estanflación y dejan al banco central en un serio dilema.

La libra esterlina cayó un centavo contra el dólar tras las cifras, que demostraron que la economía británica está en problemas incluso antes de que el Gobierno comience a reducir el gasto público en el 2011.

El alza del impuesto a las ventas de enero sólo se sumará a los problemas, lo sugiere que lo peor podría estar por venir.

Los precios de los bonos Gilt y los futuros en corto de la libra saltaron debido a que los inversionistas redujeron sus expectativas de que el banco central optaría por una temprana alza en las tasas de interés para frenar la inflación que ha superado desde hace tiempo su meta en los últimos tres años.

El pronóstico promedio de los analistas apuntaba a una desaceleración del crecimiento a una tasa del 0,5 por ciento desde el 0,7 por ciento del tercer trimestre, aunque la incertidumbre sobre el impacto de las nevazones de diciembre implicó que el rango de previsiones fluctuara entre un 0,1 y un 0,6 por ciento.

"Hemos sido de la opinión de que el Banco de Inglaterra no debería subir las tasas de interés hasta el primer trimestre del próximo año", dijo Stuart Green, economista de HSBC.

"Creo que el dato confirma realmente la idea de que, dado los vientos en contra que la economía enfrenta, ese estímulo monetario se necesita", agregó.

El ministro de Finanzas, George Osborne, insistió en que la delicada economía no era razón para desviarse de su programa de recortes de gasto público.

"No se tiene en mente cambiar un plan fiscal que ha dado credibilidad internacional luego de un mes muy frío", dijo.

Otras cifras oficiales mostraron que el endeudamiento neto del sector público creció a su mayor cifra histórica de diciembre, aunque cayó desde un récord alcanzado en noviembre.

El endeudamiento neto del sector público llegó a 15.300 millones de libras esterlinas (24.470 millones de dólares) en diciembre, por debajo de los 18.100 millones de libras previstos pero por sobre el total de diciembre del 2009 de 14.300 millones.

 

(Reutes)

 

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?