| 2/1/2007 12:00:00 AM

Dos senadores piden crear fiscal de comercio exterior

El nuevo funcionario trabajará adscrito a la Oficina del Representante Comercial de Estados Unidos (USTR) y "coombatirá las prácticas injustas" que han originado el cierre de empresas y despidos masivos en la nación, dijo la senadora demócrata Debbie Stabenow.

Washington.- Dos senadores presentaron el miércoles una iniciativa bipartidista para crear un "fiscal de comercio exterior" que observe la legalidad de las acciones de los socios comerciales y proteja a empresas y trabajadores de Estados Unidos.

Stabenow, quien auspicia el proyecto junto con el senador republicano Lindsey Graham, dijo que si bien China era la razón principal para crear la nueva fiscalía, "las prácticas comerciales serán observadas con todos los socios de Estados Unidos".

El proyecto legislativo da al nuevo fiscal autoridad no sólo para señalar acusaciones de mala práctica comercial sino para llevar los casos ante la Organización Mundial de Comercio (OMC). La USTR tiene una limitada función fiscalizadora en la actividad comercial exterior de Estados Unidos. Su misión ha sido más bien negociar tratados y buscar nuevos socios.

"En los últimos cinco años sólo se han llevado 16 casos ante la OMC", dijo Stabenow. "Creemos que no se están haciendo cumplir nuestras leyes".

Graham dijo el Congreso "espera insertar disposiciones firmes sobre comercio justo" en la ley de promoción del comercio exterior, conocida como "fast track". El presidente George W. Bush ha pedido en la jornada ampliar la fecha de su expiración prevista para el 30 de junio.

El fast track permite al gobierno negociar acuerdos comerciales internacionales que no pueden ser enmendados por el Congreso a la hora de su ratificación. El Congreso se limita a aprobarlos o rechazarlos en su totalidad. Stabenow representa a Michigan y Graham a Carolina del Sur, dos de los estados más severamente afectados con el comercio exterior, según dijeron en una rueda de prensa para informar que el nuevo fiscal tendría una amplia capacidad de vigilancia.

"Necesitamos que alguien se dedique exclusivamente a hacer cumplir nuestras leyes comerciales", dijo Stabenow. "Queremos exportar nuestros productos, no nuestros empleos".

Dijo que el año pasado, Estados Unidos perdió "más de 3 millones" de empleos debido a malas prácticas comerciales de países como China y Japón, y que solamente en Michigan las cesantías alcanzaron a 50.000 trabajadores.

 

 

AP

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?