| 10/7/2008 12:00:00 AM

Dos japoneses y un estadounidense reciben Nobel de Física

Estocolmo.- Dos científicos japoneses y un estadounidense de origen nipón ganaron el Premio Nobel de Física por descubrimientos en el mundo de las partículas subatómicas, anunció el martes la Real Academia Sueca de Ciencias.

El estadounidense de origen japonés Yoichiro Nambu, de 87 años, de la Universidad de Chicago, se lleva la mitad del premio por el descubrimiento de un mecanismo llamado ruptura espontánea de simetría. Makoto Kobayashi y Toshihide Maskawa, de Japón, comparten la otra mitad por haber descubrimiento el origen de la ruptura de simetría que pronostica la existencia de por lo menos tres familias de quarks en la naturaleza. Los quarks son componentes fundamentales de la materia.

La Academia dijo en los fundamentos del premio que "los laureados de este año con el Nobel en física han presentado enfoques teóricos que nos brindan un entendimiento más profundo de lo que ocurre en el seno de las partículas más diminutas de la materia".

Asimismo dijo que las teorías de Nambu relativas al Modelo Estándar de las partículas elementales "unifican los componentes más pequeños de toda la materia y tres de las cuatro fuerzas de la naturaleza en una sola teoría".

El Modelo Estándar es la teoría que gobierna la física a escala microscópica. Da cuenta del comportamiento de tres de las cuatro fuerzas fundamentales: el electromagnetismo; la fuerza fuerte, que mantiene unidos los componentes del núcleo atómico, y la fuerza débil, que gobierna el decaimiento radiactivo. La cuarta fuerza, la gravedad, no ha podido ser incorporada todavía al modelo.

El premio "reconoce uno de los aspectos más básicos y fundamentales de la existencia", dijo Phil Schewe, vocero del Instituto Estadounidense de Física en College Park, Maryland. "La naturaleza obra de modos extraños, y estos tres físicos contribuyeron a explicar esa extravagancia de un modo ingenioso".

Nambu, nacido en Japón, se trasladó a Estados Unidos en 1952 y enseña en la Universidad de Chicago, donde trabaja desde hace 40 años. Se hizo ciudadano estadounidense en 1970.

"Ya desde 1960, Yoichiro Nambu formuló su descripción matemática de la ruptura espontánea de simetría en la física de las partículas elementales", dijo la Academia. "La ruptura espontánea de la simetría oculta el orden de la naturaleza debajo de una superficie aparentemente revoltosa. Ha demostrado ser sumamente útil".

Kobayashi y Maskawa "explicaron la ruptura de simetría dentro del marco del Modelo Estándar pero requiriendo que el modelo se ampliara a tres familias de quarks".

"La ruptura espontánea de simetría que estudió Nambu difiere de las descritas por Makoto Kobayashi y Toshihide Maskawa", agregó. "Estas ocurrencias espontáneas parecen haber existido en la naturaleza desde el comienzo mismo del universo y constituyeron una verdadera sorpresa cuando aparecieron por primera vez en experimentos con partículas en 1964".

La Academia agregó que recién en los últimos años los científicos han podido confirmar las explicaciones que Kobayashi y Maskawa plantearon en 1972.

"Estos nuevos quarks hipotéticos han aparecido recientemente en los experimentos físicos. Ya en el 2001, los dos detectores de partículas BaBar y Stanford y Belle en Tsukuba, Japón, detectaron rupturas de simetrías de manera independiente. Los resultados fueron exactamente tal como Kobayashi y Maskawa habían pronosticado casi tres décadas antes", agregó.

Kobayashi, de 64 años, trabaja para la Organización de Investigación de Aceleración de Alta Energía, KEK, en Tsukuba, Japón. Maskawa, de 68, es profesor de física en la Universidad Sangyo de Kioto, y también enseña en la Universidad de Nagoya.

"Me llena de felicidad que el profesor Yoichiro Nambu haya ganado, pero no por mí", dijo Maskawa en una conferencia de prensa, según la agencia noticiosa Kyodo. "Es sólo un carnaval superficial".

Kobayashi, en una conferencia telefónica desde Japón, dijo que no esperaba ganar el premio y agregó que "es un gran honor. Estoy muy contento".

Los tres ganadores compartirán el premio de 10 millones de coronas (1.400.000 dólares), un diploma y una invitación a la ceremonia de entrega de premios en Estocolmo el 10 de diciembre.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?