| 9/27/2012 2:00:00 PM

DNP autorizó inversiones a municipios del Cesar

El Departamento Nacional de Planeación, a través de la Dirección de Regalías, autorizó recursos a los municipios de Chiriguaná y La Jagua de Ibirico, Cesar, para atender nuevas inversiones.

A Chiriguaná se le autorizaron nuevas inversiones por $2.215 millones, que se destinarán a la construcción de 150 viviendas de interés social en sitios propios en el área urbana del municipio.

Esta autorización se suma a los $3.412 millones aprobados en los meses pasados, para un total de $5.627 millones.
 
A La Jagua de Ibirico se le autorizó un giró por $4.905 millones para el mejoramiento de vivienda de interés social, su titulación, legalización y registro de predios, inversión que había sido aprobada por el DNP en 2012.
 
La Dirección de Regalías del DNP recuerda a los administradores locales, responsables de ejecutar estos recursos, que deben aplicar como regla general, las modalidades de selección objetiva de licitación pública, selección abreviada y concurso de méritos y, de manera excepcional, la contratación directa, de acuerdo solo y estrictamente en casos como la declaratoria de calamidad, desastre o urgencia manifiesta.
 
Adicionalmente, reitera la obligación de contratar interventorías contractuales para los proyectos, con el fin de asegurar la calidad de las obras.
 
Finalmente, el DNP realizará la verificación periódica y selectiva en forma directa de la ejecución y resultados de las inversiones financiadas con estos recursos, así como de las respectivas fuentes de información, a través de visitas de inspección.
 
Así mismo, podrá someter dichas inversiones a espacios de participación ciudadana para su control social y adoptar las medidas preventivas, correctivas y sancionatorias a que haya lugar.                                                               
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?