| 5/4/2011 1:00:00 PM

Directora de la OMS recibe a antinucleares que exigen la verdad de Chernóbil

La directora general de la Organización Mundial de la Salud (OMS), Margaret Chan, recibió hoy a un grupo de activistas del colectivo "Por una OMS independiente", que desde hace años lucha por que se reconozca el alcance del accidente nuclear de Chernóbil.

Ginebra - Esta es la primera vez que la máxima responsable de la Organización Mundial de la Salud se entrevista con este grupo, formado por distintas ONGs y que desde hace cuatro años mantiene una vigilia permanente por turnos frente a la sede del organismo para denunciar "la falta de independencia de la OMS" respecto a la industria nuclear.

Según informó la organización en un comunicado, Chan subrayó en el encuentro que "el mandato de la OMS es proteger la salud" de las personas y que "trabaja de forma independiente, al tiempo que coopera con otras organizaciones del sistema de Naciones Unidas".

Precisamente, los activistas atribuyen la supuesta falta de independencia de la OMS al acuerdo que este organismo suscribió con la Agencia Internacional de la Energía Atómica (Aiea) en mayo de 1959, por el que ninguna de estas dependencias de la ONU puede tomar una posición pública sobre asuntos que afecten a la otra.

De acuerdo con el colectivo, este compromiso "somete a la OMS, en materia de radiación nuclear, a la autoridad del promotor mundial de la energía atómica".

Alison Katz, una de las responsables del colectivo, dijo en conferencia de prensa que "Chan repitió el mismo discurso de hace años, que la OMS es totalmente independiente y que todos estamos en la misma lucha por la salud pública".

El grupo también rebate el último balance oficial de víctimas del accidente en 1986 en la central nuclear ucraniana de Chernóbil divulgado por las dos agencias en 2005, que habla de "50 muertos y unos 4.000 casos de cáncer potenciales".

"Por primera vez, Chan hoy nos ha reconocido que no cree que sólo haya habido 50 muertos por el accidente de Chernóbil", dijo Katz, quien agregó que "también ha admitido que cualquier ingestión de radiación, incluso en bajas dosis, por ejemplo a través de la alimentación, es nociva para la salud".

De acuerdo con el comunicado del organismo, Chan les explicó que "la OMS desarrolla guías y, aunque puede aconsejar a los Estados miembros que las sigan, no puede ocupar el lugar de los gobiernos y aplicar normas en un país o forzar a los gobiernos a hacerlo".

Les dijo que "la OMS trabaja de cerca con la Organización para la Agricultura y la Alimentación (FAO) para garantizar que alimentos contaminados con radiación no lleguen a otros países" y aseguró que investigará por qué las actas de una reunión sobre radicación y salud celebrada en 2001 nunca fueron hechas públicas, una denuncia de larga data de estos activistas.

Los militantes señalaron en la conferencia de prensa que, aunque encontraron a la OMS más receptiva a sus denuncias que hace algunos años, lo que atribuyen al reciente accidente nuclear de la planta japonesa de Fukushima, seguirán su vigilia frente a la agencia sanitaria porque no han obtenido compromisos concretos, sino "solo palabras vacías".

"Seguiremos todos los años que haga falta. El final de nuestra protesta lo decidirá la OMS con su actitud", dijo Katz.

Desde el 26 de abril de 2007, en el vigésimo primer aniversario de Chernóbil, varios activistas se plantan ante la sede de la OMS con una pancarta alusiva al caso todos los días laborables desde las 8 de la mañana a las 6 de la tarde.

"Ahora participan unas 300 personas, de ellos 250 franceses, y el resto suizos, españoles, belgas y de otros países. Estamos en turnos de varias horas o de media jornada, y los que vienen de fuera permanecen una semana", dijo el activista francés Paul Roullaud.

La vigilia se realiza aunque llueva o nieve y la mayoría de los participantes son jubilados mayores de 60 años que tienen tiempo libre, aunque también acuden personas que emplean sus vacaciones para esta causa, subrayó Roullaud.

"La OMS minimiza totalmente el problema sanitario creado por Chernóbil al decir que solo hubo 50 muertos, pero ahora parece que están llenos de buenas intenciones con Fukushima y van a lanzar un estudio epidemiológico sobre los efectos en la salud a largo plazo de ese accidente", resaltaron.

 

 

(Efe)

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?