| 2/23/2009 12:00:00 AM

Diario de Filadelfia busca protección por bancarrota

FILADELFIA — El propietario de The Philadelphia Inquirer y del Philadelphia Daily News presentó el domingo una solicitud de protección por bancarrota para poder reestructurar su deuda.

Philadelphia Newspapers Inc., propiedad de Philadelphia Media Holdings LLC, es la segunda empresa de diarios en dos días, y cuarta en los últimos meses, que busca la protección por bancarrota.

"Esta reestructuración está enfocada sólo e nuestra deuda, no en nuestras operaciones", dijo el director ejecutivo Brian P. Tierney en un comunicado. "Nuestras operaciones están sanas y son rentables", señaló.

La solicitud indicó que la compañía tiene entre 100 y 500 millones de dólares en activos y pasivos en el mismo rango. La empresa señaló que continuará las operaciones normales de sus diarios, revistas y negocios por internet sin interrupción durante proceso de reestructuración de deuda. En un reporte colocado el domingo en su sitio de internet,la compañía dice que tiene una deuda de 390 millones de dólares.

"En los dos últimos años, experimentamos la rara trifecta de una drástica disminución de ingresos, la peor crisis económica desde la Gran Depresión y una estructura de deuda no acorde con la actual realidad económica", dijo Tierney.

El director ejecutivo señaló que el objetivo de la compañía es acomodar su deuda a "la realidad de las condiciones actuales de la economía y los negocios".

La empresa dijo que decidió acudir a la corte de bancarrotas luego de negociar con sus acreedores durante al menos 11 meses.

Los documentos presentados reiteran que la empresa de diarios espera reconfigurar su deuda, y no sus operaciones.

 

 

(AP)


¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?