| 7/9/2010 5:00:00 PM

Diario Ecuador revelará información sobre espionaje colombiano, según fiscal

El diario ecuatoriano El Universo habría aceptado entregar a las autoridades judiciales información confidencial relacionada con un reportaje sobre un supuesto espionaje de Colombia.

El fiscal general, Washington Pesántez declaró que al principio los directivos del periódico negaron la posibilidad de dar las fuentes, pero ya les llegará la documentación.

 

Además, adelantó que "el día de hoy o, a más tardar, el día lunes un fiscal va a viajar a la ciudad de Guayaquil para recibir" información por parte del matutino.

De ese modo, el diario facilitaría al fiscal datos proporcionados por fuentes no identificadas, cuyos testimonios sirvieron para elaborar un reportaje en el que se afirmaba que el Departamento Administrativo de Seguridad (DAS), el servicio de inteligencia de Colombia, habría interceptado teléfonos de autoridades de Ecuador.

En el marco de la investigación, el fiscal Pesántez pidió a El Universo que revelara sus fuentes, ya que, en su opinión, en asuntos de seguridad interna y externa del Estado, "queda relegado a un segundo plano aquello de reserva de fuente".

Al parecer, el diario aceptó colaborar en la investigación del supuesto espionaje lo que, a juicio del canciller, Ricardo Patiño, "es bueno", porque se contribuye con información "útil para clarificar los temas", dijo hoy en una rueda de prensa.

"Para nosotros lo mejor es la transparencia, quienes actúan con ética en política requieren la transparencia, nuestra y de los demás", señaló y deseó que "ojalá se tenga la oportunidad de un acceso suficiente a la información para que sea validado o no" el contenido de la denuncia.

Según el reportaje de El Universo, el DAS habría instalado una "plataforma móvil" en varios lugares de Quito desde donde habría interceptado teléfonos de la oficina del presidente ecuatoriano, Rafael Correa, de cercanos colaboradores, militares y periodistas.

La publicación del reportaje causó preocupación en el Gobierno de Quito, que determinó la creación de una comisión especial para investigar los hechos, mientras que la Fiscalía inició una indagación previa sobre el caso.

Las acusaciones vertidas en el reportaje por un supuesto agente del DAS fueron negadas por esa entidad y por el Gobierno colombiano, que achacaron a personas "malintencionadas, probablemente cercanas" al servicio de inteligencia, con la supuesta intención de "afectar" las relaciones internacionales.

La operación de inteligencia presuntamente comenzó después del bombardeo colombiano contra un campamento clandestino de la guerrilla de las FARC en Ecuador, realizado sin previo aviso ni permiso de las autoridades de Quito, en marzo de 2008.

En esa operación murieron al menos 26 personas, entre ellas el entonces portavoz de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC), alias Raúl Reyes, cuatro jóvenes mexicanos y un ciudadano ecuatoriano.

Esa acción produjo la ruptura de relaciones entre ambos países, al considerar Ecuador que Colombia violó su soberanía territorial.

Desde el año pasado, autoridades de ambas naciones acometen un proceso de acercamiento para lograr el restablecimiento pleno de los lazos diplomáticos que, hasta el momento, ha desembocado en la designación de los respectivos encargados de negocios y agregados militares.

 

 

 

 EFE

 

 

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?