| 1/6/2011 10:20:00 AM

Detallistas de E.U reportan un diciembre sorprendentemente débil

Los detallistas estadounidenses dijeron que sus ventas en diciembre fueron sorprendentemente débiles tras la solidez de noviembre, resultados que plantearon temores de que la temporada navideña quizá haya sido menos espectacular que lo esperado por algunos.

Nueva York.- No obstante, otros analistas creen que el menudeo de noviembre y diciembre mostrará el mayor aumento anual desde 2006.

A medida que los detallistas dieron a conocer el jueves sus estadísticas —entre ellos las cadenas Target Corp., Costco Wholesale Corp. y Macy's Inc.— los números fueron inferiores a los pronosticados por los analistas de Wall Street.

Por ejemplo, las ventas en los comercios de la cadena Bon-Ton Stores Inc. apenas variaron, y los directivos de la empresa lo atribuyeron a una tormenta de nieve que sufrió el noreste del país después de la Navidad.

Las cifras se basan en ingresos experimentados por comercios abiertos por lo menos un año, dato considerado clave para calibrar la salud económica del comercio minorista.

"No se perfila como un éxito sonado para los minoristas. Es lento pero firme", reconoció Ken Perkins, presidente de RetailMetrics.

Las decepcionantes cifras de diciembre fueron sorprendentes, dadas las cifras anteriores de MasterCard Advisors' SpendingPulse y observaciones de algunos analistas que apuntaban a un sólido menudeo en diciembre.

Empero, Perkins sigue creyendo que los ingresos generales generados en la temporada navideña, que combinan las ventas de noviembre y diciembre, mostrarán el mayor aumento desde 2006.

Por ejemplo, las ventas de la firma Costco Wholesale Corp. en sus comercios abiertos por lo menos un año aumentaron en diciembre por lo menos un 6%. la cifra fue un tanto inferior al 6,2% pronosticada por la empresa Thomson Reuters.

 

AP

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?