| 11/24/2011 9:00:00 AM

"Desastrosa" venta de bonos remece confianza en Alemania

Una "desastrosa" colocación de deuda alemana el miércoles reavivó el temor a que la crisis que estremece a Europa ya esté empezando a amenazar a Berlín, con los gobiernos de las dos mayores economías de la zona euro aún enfrentados por una solución estructural de largo plazo.

Con el contagio extendiéndose, una mayoría de 20 importantes economistas consultados por Reuters pronosticó que es poco probable que la zona euro supere la crisis en su forma actual, con algunos concibiendo un grupo "central" que excluiría a Grecia.

Los inversionistas también estaban nerviosos por los reportes de que Bélgica busca que Francia aporte más para apoyar al fallido grupo financiero Dexia bajo un programa de rescate de 90.000 millones de euros (US$120.000 millones) que ya parecía listo.

Un informe especial de Fitch Ratings sugirió que Francia tiene un margen limitado para absorber impactos sobre sus finanzas, como una nueva contracción económica o un apoyo a los bancos sin poner en peligro su codiciada calificación crediticia "AAA".

"La crisis de deuda está cavando aún más al fondo, como una lombriz, y está alcanzando a Alemania", dijo a Reuters uno de los políticos más euroescépticos de la coalición de gobierno germano, Frank Schaeffler del partido Demócratas Libres (FDP).

La canciller alemana, Angela Merkel, el presidente francés, Nicolas Sarkozy, y el nuevo primer ministro italiano, Mario Monti, tienen fijado reunirse el jueves en la ciudad francesa de Estrasburgo.

Los líderes discutirían las reformas planeadas por Monti en una reunión donde esperan que Roma pueda dejar atrás la era de Silvio Berlusconi, el ex primer ministro caído en desgracia que renunció este mes.

Subrayando la gravedad de la crisis, la agencia de deuda alemana se vio obligada a retener casi la mitad de su oferta de venta de 6.000 millones de euros en bonos debido a la poca demanda.

El resultado llevó el costo de endeudamiento a 10 años de Alemania por sobre los bonos del Tesoro estadounidense por primera vez desde octubre.

"Es un completo y absoluto desastre", dijo Marc Ostwald, estratega de Monument Securities en Londres.

El nuevo bono prometía pagar una tasa de interés del 2,0 %, la más baja de la historia para una emisión de Bunds alemanes a 10 años. El rendimiento promedio de la subasta fue del 1,98 %, por debajo del 2,09 % de la licitación previa en octubre.

La pobre subasta llevó al euro a caer hasta US$1,336, y las bolsas europeas se hundieron a mínimos en siete semanas.

La rentabilidad del Bund a 10 años subía 14,5 puntos básicos al 2,056%, rindiendo más que los bonos del Tesoro estadounidense a 10 años desde comienzos del mes pasado.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?