| 3/8/2007 12:00:00 AM

Cuba prevé enorme comercio si cesa el embargo

Las ventas de Estados Unidos a Cuba se limitan a productos médicos y agrícolas y llegaron en 2005 a ser de US$577 millones.

Washington_ El gobierno cubano cree que si Estados Unidos levantara ahora su embargo a la isla, el comercio bilateral se incrementaría de unos 577 millones a 25.000 millones en cinco años, dijeron el jueves representantes de varias asociaciones de asesoría empresarial que acaban de retornar de Cuba.

 

Timothy Deal, vicepresidente del Consejo para Negocios Internacionales (Council for International Business), una agrupación de Nueva York, dijo que la cifra les fue proporcionada por las autoridades cubanas, pero no quedó en claro de qué manera se lograría.


"Lo que nuestro viaje nos ha permitido entender es que los severos problemas económicos que tuvo Cuba luego de la caída del bloque soviético han terminado", afirmó en una rueda de prensa en Washington en la cual habló junto con otros viajeros de sus experiencias.


El grupo, cuya visita fue auspiciada por el Centro para la Política Internacional (Center for International Policy), una organización de Washington, estuvo en La Habana del 19 al 22 de febrero. Jake Colvin, director de la agrupación USA Engage, dijo que el gobierno, encabezado temporalmente por Raúl Castro, les dio "la rara oportunidad" de evaluar el papel del sector privado en la economía cubana y "lo que hemos encontrado es una ensalada mixta".


"Hay oportunidades concretas para el comercio y posiblemente serían mayores sin el embargo, pero es evidente que las oportunidades de invertir en este momento son más limitadas y están sujetas de condiciones políticas muy específicas".

 

Daniel O'Flarty, vicepresidente del Consejo Nacional de Comercio Exterior (National Foreign Trade Council) dijo que su conclusión era que la economía cubana "se encuentra tal vez en su mejor momento en años, y Cuba parece bastante entusiasmada de tener países amigos como socios comerciales, particularmente Venezuela".


Según el Departamento de Estado, Venezuela es la principal fuente comercial y financiera de Cuba con un flujo de hasta 2.000 millones de dólares al año, seguido de la Unión Europea y países asiáticos. Las ventas estadounidenses a Cuba se limitan actualmente a productos médicos y agrícolas y llegaron en 2005 a 577 millones de dólares. Si el Tesoro no hubiese modificado ese año las reglas de exportación, la cifra habría sido de unos 180 millones de dólares más, dijo Deal mencionando también cálculos cubanos.


El Tesoro estableció ese año que los bienes estadounidenses sólo serán embarcados a Cuba cuando un tercer participante designado por el exportador haya recibido el pago por el producto. Anteriormente, el autorizado para recibir el pago era el propio exportador. Estados Unidos mantiene un embargo comercial a Cuba desde julio de 1963 y la forma en que la isla pudiera asimilar un flujo comercial de 25.000 millones de dólares en ambas vías con el mercado estadounidense es "algo difícil de juzgar", dijo Deal.


Con el tratado de libre comercio para Centroamérica y República Dominicana (CAFTA-RD) se formó en el 2005 un mercado que para Estados Unidos representa exportaciones e importaciones por 28.000 millones de dólares. Pero, la otra parte está formada por seis naciones.


Deal hizo notar que las exportaciones cubanas son de apenas del 22 al 25% del comercio exterior total de la isla y que "no me siento muy convencido que Cuba pueda llegar a esa enorme cifra (de 25.000 millones), y no tengo tampoco forma de hacer cálculos independientemente".


"Lo que sí es concreto es que hay ahora en Cuba un buen mercado fuerte para las materias primas estadounidenses", agregó. "Hay también oportunidades claras para los materiales de construcción, el sector energético y los servicios".

 

 

 

AP

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?