| 7/10/2009 12:00:00 AM

Crudo cae a peor pérdida semanal desde enero

La última semana se ha presenciado una baja en los precios del petróleo alcanzando cifras inferiores a los US$60. Sin embargo, la AIE pronosticó un incremento en el consumo de petróleo para el 2010.

NUEVA YORK  - Los precios del petróleo se hundían el viernes por debajo de los US$60 dólares, y se encaminaban para su peor descenso semanal desde enero, con los inversores focalizados en la incertidumbre económica.

El petróleo liviano estadounidense caía US$83 centavos de dólar, a US$59,58 por barril, a las 1700 GMT. El crudo Brent de Londres perdía US$89 centavos, a US$60,21 por barril.

Las crecientes preocupaciones de que un rebote de la economía mundial tal vez no ocurra pronto para ayudar a que se fortalezca la demanda de combustible han enviado a una baja de cerca del 10% al precio del crudo esta semana, en un descenso de seis sesiones de las últimas siete.

"El animo ha cambiado y la gente está perdiendo confianza sobre la recuperación económica", dijo Simon Werdell, en Global Insight. "Estamos en una de esas fases en que ocurra lo que ocurra en otros mercados, el petróleo bajará", afirmó.

El sondeo Reuters/Universidad de Michigan dijo que su índice preliminar sobre la confianza del consumidor estadounidense en julio cayó a US$64,6 desde la lectura final de junio de US$70,8.

El último reporte de la Agencia Internacional de la Energía (AIE) pronosticó un incremento en el consumo de petróleo para el 2010, pero espera que continúe siendo negativo en el 2009 y prevé una demanda limitada para el crudo de la OPEP.

Aunque la AIE predijo que la demanda de petróleo aumentará en el 2010, añadió que eso dependía de que la esperada recuperación de la economía global se materialice.

(Reuters)

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?