| 8/30/2011 4:40:00 PM

Críticas y amenaza de huelga de funcionarios por el plan de ajuste en Italia

Las modificaciones y nuevas normas introducidas por el Gobierno italiano en el plan de ajuste presupuestario para el próximo bienio hicieron estallar hoy martes un coro de críticas y amenazas de huelga en el sector público.

Roma - La principal novedad es que el primer ministro italiano, Silvio Berlusconi, y sus socios decidieron retirar de su último plan de ajuste, antes de que llegue al Parlamento para su aprobación, el llamado "impuesto de solidaridad", que preveía gravar con un 5 % adicional las rentas anuales que superaran los 90.000 euros y con un 10 % las que sobrepasaran los 150.000 euros.

Pero lo que ha generado gran indignación es que ese impuesto tendrá que ser pagado por los funcionarios y también por los parlamentarios.

"No meteremos las manos en el bolsillo de los italianos", aseguró Berlusconi en el programa televisivo "Studio Aperto", al explicar la retirada de este impuesto del ajuste valorado en 45.000 millones de euros.

En la nueva propuesta de la mayoría gubernamental se mantiene que para poder acceder a la jubilación será necesario tener cuarenta años cotizados, pero no podrán computar como tal los años de estudio o de servicio militar.

Estas y otras novedades hicieron que hoy se levantase un coro de críticas desde varios sectores y de los agentes sociales.

"Se ha tratado de un golpe de cuya gravedad aún no se han dado cuenta, pues estamos ante una discriminación y una violación de los derechos", explicó Susanna Camusso, secretaria del principal sindicato italiano, CGIL.

Para Camusso, esta es una causa más para ratificar la convocatoria de huelga general que este sindicato ha hecho para el próximo 6 de septiembre.

Los otros dos sindicatos mayoritarios italianos, UIL y CIS, anunciaron hoy que se decidirá el 16 de septiembre si se convoca a una huelga general del sector público.

En una nota, UIL explicó que se "considera inaceptable" que, a la "falta de renovación de contratos en el sector público y a otros recortes en la sanidad y en la educación, se sume ahora la falta de cotización de los años de servicio militar y de estudio".

Tras conocer las nuevas medidas, también los fiscales y jueces italianos aseguraron que se trata de "normas inconstitucionales", pues "solo tocan el sueldo de los empleados públicos", y la Asociación Nacional de Magistrados (ANM) y otros grupos sindicales del sector anunciaron "cualquier tipo de movilizaciones", en referencia a una posible huelga.

Cali también amenazó con un periodo de movilizaciones, si el plan de ajuste se aprueba así en Parlamento, adonde está previsto que llegue el próximo 5 de septiembre.

EFE
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?