| 10/20/2008 12:00:00 AM

Crédito interbancaria, la esperanza de la solución a la crisis financiera.

NUEVA YORK - Las acciones de Estados Unidos subían en el primer lunes relativamente tranquilo del mes, en medio señales de que los bancos han vuelto a prestarse unos a otros, un signo de esperanza de que la crisis financiera podría empezar a apaciguarse.

Bancos europeos se preparaban para hacer uso de paquetes estatales de rescate, lo que ayudaba a que las bolsas europeas ascendieran más de un 2 por ciento. En Wall Street, los principales índices subían más de un 1 por ciento.

El optimismo actual se compara con las durísimas últimas semanas, afectadas por anuncios espantosos durante los fines de semana desde que Lehman Brothers quebró a mediados de septiembre.

Los gobiernos han comprometido unos 3,3 billones de dólares, casi el valor del producto económico de Alemania, para garantizar depósitos bancarios y préstamos interbancarios y, en algunos casos, han tomado participaciones en bancos con muchos activos tóxicos.

"Hay una percepción de que el remezón de la crisis podría estar empezando a menguar, gracias a las medidas de las autoridades globales durante las últimas semanas", comentó Philip Shaw, economista en jefe de Investec.

Las emociones partieron antes de la apertura en Asia, donde Corea del Sur lanzó un paquete de rescate de 130.000 millones de dólares, y China reportó que el crecimiento económico bajó en el tercer trimestre y pronosticó una mayor desaceleración en el cuarto trimestre.

Otras grandes economías también mostraron signos de desaceleración. El Bundesbank dijo que la economía de Alemania probablemente se estancó en el tercer trimestre. En India, el banco central recortó inesperadamente las tasas de interés por primera vez en más de cuatro años.

Las tasas que los bancos se cobran unos a otros para créditos en dólares y en euros bajaban en todo tipo de plazos, lo que ofrecía esperanzas de que los bancos recuperen la confianza para prestarse.

La caída en las tasas interbancarias impulsó a las acciones en Estados Unidos, así como las escaladas en Asia y Europa, donde los inversionistas celebraban las medidas gubernamentales adicionales para frenar la crisis.

"Aunque todavía no abandonamos completamente la oscuridad, los inversionistas están buscando algo de qué colgarse", dijo Chris Hossain, gerente de ventas de ODL Securities.

El petróleo detenía el lunes su caída, con un alza de 2 dólares el barril por las expectativas de que la OPEP podría reducir la producción de crudo.

El precio del petróleo crudo se ha hundido más de un 50 por ciento desde que escaló a un récord por encima de los 147 dólares por barril en julio.

Un indicador de cómo la crisis está afectando a la economía real se conocerá el lunes cuando American Express, la cuarta mayor firma de tarjetas de crédito de Estados Unidos, publique sus resultados, probablemente antes de que cierre el mercado.

Por el lado de la política, el candidato demócrata Barack Obama recibió dos buenas noticias el domingo. Informó que recaudó un récord de 150 millones de dólares en septiembre y el ex secretario de Estado Colin Powell dio su apoyo a Obama en vez de respaldar a su amigo John McCain, postulante republicano.

RESCATES EUROPEOS

El gabinete alemán aprobó condiciones estrictas para que los bancos hagan uso de su paquete de rescate de 500.000 millones de euros (674.000 millones de dólares), como límites a los salarios, bonos e indemnizaciones de los gerentes.

"Los criterios para la (remuneración) apropiada están basados en la responsabilidad y el desempeño personal, las condiciones de negocios y el éxito y panorama de la compañía frente a otras de su área", indican las normas del gabinete.

BayernLB, un banco público de Bavaria, también se aprestaba a pedir fondos, dijo el ministro de finanzas del estado. Además, Commerzbank dijo que consideraría el uso de los fondos.

Los títulos de Societe Generale lideraban la fuerte caída de los tres mayores bancos franceses en la bolsa, debido a que crecían los temores a que fueran los próximos en pedir ayuda estatal.

El domingo, el Gobierno holandés acordó una inyección de 10.000 millones de euros en efectivo al grupo financiero ING, lo que elevó sus acciones el lunes en casi un 23 por ciento.

ING agregó que había acordado vender su división de seguros Taiwan Life a Fubon Financial por 600 millones de dólares, lo que incrementó su capital en una transacción que los analistas creen que beneficiará a los accionistas.

"Estamos en una gran tormenta financiera y la tormenta se ha ido creando en las últimas semanas. Queríamos asegurarnos de que teníamos un amortiguador, un amortiguador lo suficientemente grande para atravesar la tormenta", dijo el presidente financiero de ING, John Hele.

En Suecia, el Gobierno diseñó un plan de más de 1,5 billones de coronas (270.000 millones de dólares) que incluirá garantías de créditos y un fondo de rescate.

(Reuters)

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?