| 1/19/2009 12:00:00 AM

Contracción y baja de inflación en la Zona Euro.

BRUSELAS - La economía de la zona euro sufrirá este año la primera contracción desde que se formó el bloque monetario y apenas crecería en el 2010, mientras que la inflación seguirá debajo de la meta del Banco Central Europeo (BCE), proyectó el lunes la Comisión Europea.

La Comisión, órgano ejecutivo de la Unión Europea (UE), dijo que el producto interno bruto (PIB) en los 16 países que usan el euro se contraerá 1,9 por ciento en el 2009 y apenas crecerá el 0,4 por ciento en el 2010 contra una expansión estimada de 0,9 por ciento en 2008.

La proyección es más pesimista que la del BCE. El banco había pronosticado el 4 de diciembre que el crecimiento de la zona euro en 2009 estaría en una banda del -1,0 por ciento al 0,0 por ciento y entre el 0,5 por ciento al 1,5 por ciento en 2010.

La inflación anual sería de 1,0 por ciento en promedio en 2009 y de 1,8 por ciento en 2010, anticipó la Comisión.

La previsión de inflación del BCE para 2009 era de una banda del 1,1 por ciento al 1,7 por ciento y del 1,5 por ciento al 2,1 por ciento en 2010.

El Comisario de Asuntos Económicos de la UE, Joaquín Almunia, dijo que en algunos países de la UE de 27 naciones los precios podrían descender a mediados del 2009, pero enfatizó que no había riesgos de deflación porque las expectativas de inflación estaban ancladas en torno a la meta del BCE, de algo menos del 2 por ciento.

Almunia dijo que los funcionarios ya habían tomado medidas para estabilizar los mercados financieros y bajar las tasas de interés, y que los planes de estímulo económico ayudarían a limitar la recesión este año y favorecerían una recuperación gradual en el segundo semestre del 2009.

Los ministros de Finanzas de la zona euro tenían programado discutir las estimaciones de la Comisión el lunes, más tarde.

El respaldo fiscal total para la economía de la UE asciende a un 4 por ciento del PIB, dijo la Comisión, si se incluyen las medidas de gasto discrecional y extrapresupuestario, además de las respuestas presupuestarias automáticas a la desaceleración económica.

La Comisión estimó que 11 de los 16 miembros de la zona euro estarían en recesión en el 2009, contra dos en el 2008. Irlanda sería la más perjudicada, contrayéndose el 5 por ciento. Alemania, la mayor economía europea, quedaría segunda con una retracción del 2,3 por ciento.

Italia y España caerían el 2 por ciento cada una, Bélgica el 1,9 por ciento y Francia el 1,8 por ciento, según la Comisión.

Almunia dijo que la economía de la zona euro tocaría fondo en el primer trimestre del 2009 y empezaría a recuperarse en el tercero.

La contracción de la economía europea desataría un fuerte aumento del desempleo, que según la Comisión se incrementaría al 9,3 por ciento en el 2009 desde 7,5 por ciento en 2008, y al 10,2 por ciento en el 2010.

La desaceleración, junto con las medidas fiscales para contrarrestarla, también duplicarían con creces el déficit presupuestario en la zona euro a 4,0 por ciento este año desde el 1,7 por ciento estimado para el 2008, elevándose al 4,4 por ciento del PIB en 2010, dijo la Comisión.

(Reuters)

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?