| 1/18/2011 11:45:00 AM

Confianza constructores EU, sin cambios en enero

La confianza de los constructores de casas de Estados Unidos permaneció plana en enero, en niveles bajos, por tercer mes consecutivo, mientras el mercado de la vivienda lucha por recuperarse de su desplome por la crisis financiera, mostró el martes un informe.

Washington - El Indicador del Mercado de la Vivienda NAHB/Wells Fargo se mantuvo estable en 16 en enero frente al mes anterior.

Economistas consultados por Reuters esperaban que el indicador subiera a 17. Una lectura por debajo de 50 indica que una mayor cantidad de constructores ven las condiciones de ventas más malas que buenas. El índice no supera el umbral de 50 desde abril del 2006.

El mercado inmobiliario de Estados Unidos no ha logrado generar el suficiente impulso tras el fin de un incentivo tributario para los compradores de vivienda en abril del 2010. Muchos economistas esperan que el sector sea un lastre para el crecimiento a pesar de que la recuperación económica general cobra fuerza.

Los analistas creen que es probable que la confianza entre los constructores mejore con una economía más firme, pero continúa contra las cuerdas debido a que las ventas de las propiedades embargadas inundan el mercado.

"No vemos fuertes avances en el corto plazo", dijo Theresa Chen de Barclays Capital en Nueva York.

Se espera que los mercados de vivienda muestren nuevas señales moderadas de avance, si los hay, en los datos del Gobierno y la industria que se publicarán esta semana.

Analistas consultados por Reuters esperan que los inicios de construcción de viviendas en diciembre se mantengan planos y sólo ven un ligero incremento en los permisos de construcción y en las ventas de casas usadas.

(Reuters)

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?