| 2/16/2006 12:00:00 AM

Comercio avícola ante una crisis global dice la FAO

No solo por la caída en las ventas y precios, sino por el surgimiento de restricciones a las importaciones.

De acuerdo con los reportes de la Organización de la ONU para la Agricultura y la Alimentación (FAO), el futuro del comercio de aves se encuentra seriamente amenazado, no solo por la caída en las ventas y precios, sino por el surgimiento de restricciones a las importaciones. A su vez, el recelo causado por la presencia de la gripe aviar podrían llevar a una caída de hasta tres millones de toneladas en la utilización de ese alimento.

Inicialmente, las perspectivas de la entidad indicaban que el consumo total de productos de aves en 2006 alcanzaría unos 83,6 millones de toneladas. No obstante, la cifra tiende a disminuir luego de la inquietud surgida debido a la enfermedad, pues afectó la comercialización en Europa, Medio Oriente y África.

La FAO reveló que la contracción en la demanda es un factor que vulnera la rentabilidad de la industria avícola en el mundo, así como los medios de sustento y oportunidades laborales en las zonas rurales de los países en desarrollo.

De acuerdo con las estadísticas más recientes, el consumo ha disminuido en un 70% en Italia y 20% por ciento en Francia. Así mismo, hubo un descenso en las exportaciones estadounidenses de pollos troceados hacia Europa oriental y Asia, lo que significó una baja de hasta el 13% en las cotizaciones del producto.

La cantidad de aves de corral para la región asiática afectada por el virus se ubica en unos siete mil millones, equivalentes al 40% del total mundial.

Los análisis presentados por los expertos del organismo estiman que la cantidad de pollos sacrificados o muertos como consecuencia de la gripe aviaria ascienden a los US$200 millones.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?