| 1/14/2011 2:00:00 PM

Colombiano se declara inocente de sobornos a Hondura

Un ex ejecutivo de telecomunicaciones de origen colombiano se declaró el viernes inocente de las acusaciones de sobornos de cientos de miles de dólares a funcionarios de Honduras.

Miami — En una breve audiencia realizada en un tribunal federal de Miami, el abogado defensor de Jorge Granados, John Wylie, efectuó la declaración de inocencia ante el juez John O'Sullivan.

"Hemos recibido la copia del acta de acusaciones y nos declaramos inocentes", expreso Wylie, parado junto a Granados frente al magistrado.

Granados, un colombiano-estadounidense de 54 años, está acusado junto con el hondureño Manuel Cáceres de haber transgredido las normativas antisobornos y de lavado de dinero mientras se desempeñaba como director general de la empresa de telecomunicaciones de Miami Latin Node.

Cáceres, de 64 años, era el vicepresidente de desarrollo empresarial de Latin Node.

De acuerdo con la fiscalía, los ejecutivos habrían pagado sobornos de cerca de medio millón de dólares a funcionarios del gobierno de Honduras para asegurarse contratos y reducciones arancelarias con la estatal Hondutel, la empresa hondureña de telecomunicaciones.

Granados, que goza de libertad bajo fianza, llegó sobre la hora a la audiencia y solo. Estaba vestido con camisa a cuadros azules y blancos, y lucía tranquilo. No efectuó declaraciones ante el juez, y al salir de la sala se reunió con su abogado.

El acusado, que fue detenido en Miami a finales de diciembre, se encuentra bajo libertad vigilada. De acuerdo con una orden del juez Jonathan Goodman, debió entregar su pasaporte y no puede permanecer en aeropuertos, puertos marítimos, estaciones de trenes o de autobuses.

El magistrado estipuló además que debe llevar un dispositivo electrónico para que las autoridades sepan donde está en todo momento, y tiene que permanecer en su domicilio todos los días entre las 10 de la noche y las seis de la mañana.

Cáceres, que se declaró inocente en otra audiencia esta semana, también fue beneficiado con la libertad bajo fianza. Pero a diferencia de Granados, el hondureño debe permanecer las 24 horas del día en su casa de Miami.

Ambos podrían pasar cerca de 20 años encarcelados y pagar multas de varios cientos de miles de dólares si fueran declarados culpables.

Latin Node, como empresa, se declaró culpable en abril del 2009.

Aunque los nombres de las personas que habrían recibido los sobornos no aparecen en la demanda, el fiscal hondureño de lucha contra la corrupción, Henry Salgado, ha identificado a cinco funcionarios que enfrentan acusaciones similares en su país: los ex gerentes de Hondutel Marcelo Chimirri, Jorge Rosa y Jacobo Lagos; y los ex asesores legales Oscar Danilo Santos y Julio Daniel Flores.

De acuerdo con la acusación del gobierno de Estados Unidos, entre septiembre del 2006 y junio del 2007, Granados y Cáceres habrían pagado más de 500.000 dólares en sobornos a los funcionarios hondureños, entre ellos un ministro de gobierno de Honduras.

Muchos de los pagos, indica la fiscalía en los documentos presentados al juez, fueron ocultados mediante el blanqueo de dinero a través de filiales de Latin Node en Guatemala y a las cuentas de Honduras controladas por funcionarios del gobierno hondureño.

(AP)

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?