| 10/8/2012 5:00:00 PM

Colombia quiere gráficos más ‘verdes’

Andigraf plantea que es necesario que la industria gráfica colombiana produzca con mayores índices de sostenibilidad, de lo contrario corren peligro las exportaciones.

Mediante una estrategia pedagógica que busca concientizar más a la industria gráfica colombiana respecto a la sostenibilidad ambiental, Andigraf y Fedegráfica, los dos gremios del sector en el país, adelantan esta semana tres eventos de capacitación en Bogotá, Cali y Medellín.

La industria gráfica, aunque no es un gran contaminante porque sólo genera 1,5% de los residuos peligrosos de toda la industria colombiana, para ser una industria de talla mundial como se lo ha propuesto el gobierno al incluirla en el Programa de Transformación Productiva, tiene que ser más “verde” pues los mercados internacionales se lo exigen. Es decir, si no son “verdes”, nuestros impresores cada vez venderán menos en mercados extranjeros.

Aunque lo que más frena las exportaciones gráficas son los aranceles a la materia prima, no ser “verde” es un factor determinante para las exportaciones, las cuales han caído entre enero y julio de este año en principales destinos como Estados Unidos (-24%) y México (-12%), si se les compara con el año anterior en ese mismo período.

Andigraf y Fedegráfica identificaron que es necesario educar a los empresarios gráficos en “cómo ser verdes” y por eso se aliaron con Hewlett Packard para desarrollar jornadas de capacitación en las que participan como conferencistas:

· Un experto en legislación ambiental internacional, cómo cumplirla y cómo resarcir daños cuando se incumplen las normas: William Toole, abogado estadounidense, especializado en normatividad y gestión ambiental, profesor adjunto de la Universidad de Carolina del Norte y quien ha sido seleccionado como el mejor abogado ambiental de Estados Unidos desde 2006 hasta 1012.

· La autoridad ambiental de cada ciudad: presenta la normatividad y los planes gubernamentales para que cada impresor pueda cumplir con las normas.

· Una ONG especializada en temas ambientales: La Fundación Al Verde Vivo, que presenta un panorama general sobre el medio ambiente y porqué es importante tener responsabilidad social empresarial al respecto.

· Clientes de la industria gráfica que exigen que los impresores sean verdes para contratar con ellos diversos tipos de material impreso.

En síntesis, la programación de conferencias de estos eventos educativos se enfoca en concientizar al impresor de que puede cumplir las normas ambientales y ser “verde”, que esto le representa un buen negocio y que si no lo hace puede poner en riesgo su permanencia en el mercado.

Experiencia internacional

La conferencia de William Toole girará en torno a la regulación internacional para el control de los componentes orgánicos volátiles (VOC), la cual conduce a un ambiente laboral seguro y sano para los empleados, menos contaminación y mejores negocios.

Toole explicará a los empresarios gráficos colombianos cómo los VOC pueden dañar el aire, el suelo y las aguas (superficiales y subterráneas), así como afectar la salud humana, y que 15% de los VOC del mundo se producen por tintas y solventes. Debido a ello las medidas regulatorias en diferentes latitudes exigen la producción limpia de las imprentas, ya que estas consumen tintas y solventes como desengrasantes y gomas de pegar, cuyos costos de disposición final se multiplicaron por seis en los últimos años, afectando directamente la rentabilidad de la industria.

El especialista norteamericano recomendará a los impresores colombianos dos maneras de reducir sus emisiones de VOC sin mermar su producción y asumir prácticas que los conduzcan a lograr certificaciones como la ISO 14000 e implementar procesos y tecnologías amigables con el medio ambiente, ya que los mercados internacionales así lo exigen.

                                                               
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?