| 8/9/2010 3:50:00 PM

Chrysler dice que hay mucho trabajo que hacer tras recortar sus pérdidas

El Grupo Chrysler recortó, durante el segundo trimestre de 2010, sus pérdidas a US$172 millones, y dijo que el tercer fabricante estadounidense todavía tiene mucho trabajo que hacer para asegurar su futuro en el largo plazo.

Washington.- Es la segunda vez que el Grupo Chrysler (formado por las marcas Chrysler, Dodge, Jeep y Ram) informa de sus resultados financieros desde que salió de la quiebra en junio del 2009 bajo la dirección del fabricante italiano Fiat.

En el primer trimestre del 2010, el grupo tuvo unas pérdidas de US$197 millones.

Pero el fabricante también indicó que pese a las pérdidas netas, el periodo finalizó por segunda vez consecutiva, con ganancias operativas, US$183 millones, US$40 millones más que en los tres primeros meses del año.

El consejero delegado del grupo, Sergio Marchionne, afirmó a través de un comunicado que "el beneficio operativo del segundo trimestre confirma que el Grupo Chrysler está en camino de alcanzar sus objetivos aunque todavía queda por hacer una cantidad extraordinaria de trabajo".

El recorte de las pérdidas netas se produjo gracias al aumento de los ingresos y las ventas.

Las ventas mundiales fueron de 407.000 vehículos, un 22% más que en el anterior trimestre.

Chrysler dijo que sus ingresos durante el segundo trimestre fueron US$10.500 millones, un 8,2% más que en el primer trimestre, y que su efectivo aumentó a US$7.800 millones, lo que incrementó su liquidez a más de US$10.000 millones.

La empresa también reveló que su cuota de mercado en Estados Unidos pasó del 9,1% en los tres primeros meses de 2010 al 9,4%.

"El tráfico de clientes por nuestros concesionarios y la confianza en el futuro de la compañía siguieron creciendo con el lanzamiento del nuevo Jeep Grand Cherokee 2011, uno de los principales vehículos del Grupo Chrysler", explicó Marchionne que también es el consejero delegado de Fiat.

El grupo también explicó que su resultado bruto de explotación modificado (Ebitda) fue de 855 millones, "un 8,2% del ingreso neto y un aumento de us$68 millones con respecto al primer trimestre del 2010".

Marchionne explicó los resultados diciendo que "2010 es un año de transición y estabilización".

"Con la mayoría de nuestros 16 nuevos vehículos, o modelos renovados, siendo lanzados a finales de este año, incluidos los nuevos Chrysler 300, Dodge Charger, Dodge CUV, el icónico Fiat 500 y el sustituto del Chrysler Sebring, el Grupo debe seguir siendo riguroso, disciplinado y concentrado", explicó.

El fabricante espera que sus ventas en Europa y Suramérica se dupliquen entre el 2010 y el 2011 para llegar a casi 200.000 unidades gracias a la utilización de la red de distribución de Fiat en estas dos áreas geográficas.

Para el conjunto del año, la empresa espera terminar el 2010 con unos ingresos netos de entre US$40.000 y US$45.000 millones y generar un beneficio operativo de unos US$200 millones mientras que su Ebitda modificado será de entre US$2.500 y US$2.700 millones.

"Es altamente probable, a la vista del rendimiento de la compañía hasta la fecha y nuestra previsión de actividad comercial en el resto del año, que la compañía actualizará su guía para el 2010 cuando anuncie los resultados del tercer trimestre", afirmó el grupo.

En junio de 2009, el Grupo Chrysler salió de la quiebra tras recibir unos US$10.000 millones en ayudas públicas para proceder a su reestructuración.

Fiat se hizo con la gestión del grupo a cambio de dotar a la empresa de tecnología para producir motores de reducido consumo y automóviles pequeños, dos áreas de gran necesidad para el Grupo Chrysler.

El próximo jueves, General Motors (GM), que también se declaró en quiebra en el 2009 y recibió US$60.000 millones en ayudas públicas para su reestructuración, anunciará los resultados financieros del segundo trimestre. Los analistas prevén que GM tuvo beneficios durante el periodo.

 

EFE

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?