| 5/9/2010 2:00:00 PM

Chávez acusa a "burguesía" de problemas económicos de Venezuela

El presidente venezolano, Hugo Chávez, acusó a especuladores "burgueses" por la escalada inflacionaria en el país y por la debilidad de la moneda local, y prometió fuertes medidas en los próximos días para controlar la economía.

Caracas  - "¡Hay que pararlo ya! Esta burguesía no obedece a llamados de conciencia, no. Actuemos con mano firme", dijo el mandatario en una reunión de gabinete, en respuesta a las dificultades económicas del país.

"Hay que golpear la especulación", afirmó Chávez.

Venezuela está actualmente en recesión y es la única economía de América Latina que se contraerá en el 2010. Sin embargo, el país sumó peores noticias esta semana cuando alcanzó su mayor inflación mensual en años, un 5,2 por ciento.

Sintiendo las alzas en los precios y provocando distorsiones en la economía, el dólar tocó los 8,0 bolívares en el mercado paralelo esta semana. El valor fue casi el doble de la tasa oficial de 4,3 bolívares y el triple del nivel de 2,6 del Gobierno para importaciones esenciales.

Chávez, que ahora se autodenomina marxista y ha hecho una carrera política atacando a la elite tradicional venezolana, dijo que los ricos se estaban aprovechando de una reciente alza en el sueldo mínimo y que, además, querían causarle problemas antes de una elección legislativa en septiembre.

"No tengo dudas de que allí (en la inflación venezolana) hay un alto componente especulativo y político", dijo el mandatario en comentarios realizados en vivo en la televisión estatal el sábado en la noche.

"Hay una conspiración. La burguesía tiene mucho que ver en el manejo económico, yo le advierto a la burguesía: No nos vamos a dejar acorralar", dijo Chávez.

QUEMANDO RESERVAS

El presidente dijo que el lunes su equipo económico le entregaría una lista de especuladores que debían ser enfrentados.

La aceleración de la inflación de abril en Venezuela parece ser una reacción retardada al impacto de una devaluación en enero.

Las severas advertencias contra los comerciales minoristas y la nacionalización de una cadena de supermercados por acusaciones de precios excesivos enfriaron las alzas de precios en los dos primeros meses posteriores a la devaluación.

Analistas en Wall Street opinan que el incompetente manejo económico de Chávez, más que inescrupulosos especuladores, es el responsable de la devacle, junto con políticas monetarias incoherentes y un ambiente antiempresarial que ha aplastado a la inversión.

Chávez fustigó también el mercado cambiario de libre flotación, o paralelo, diciendo que la Comisión de Administración de Divisas (Cadivi) estaba liberando miles de millones de dólares a las tasas oficiales.

Los empresarios afirman, no obstante, que el acceso a dólares a 4,3 o 2,6 bolívares está severamente restringido - y plagado de corrupción-, lo que implica que cerca de la mitad de las importaciones dependen de obtener divisas en el mercado paralelo.

La emisión de más de 450 millones de dólares por parte del Banco Central en "bonos cambiarios" desde enero no ha logrado su meta de fortalecer el tipo de cambio del bolívar paralelo.

"Ten la seguridad que tu pudieras quemar, Nelson, todas las reservas internacionales, no vamos a bajar ese dólar paralelo", dijo Chávez al presidente del Banco Central, Nelson Merentes.

"Porque sencillamente la burguesía y los que manejan las bolsas de valores, los bancos privados y todos sus derivados, que se las saben todas, porque tienen toda su vida en eso, y sus conexiones internacionales, (...) no obedecen a llamados de conciencia", agregó.

Los rumores de inminentes medidas del Gobierno para controlar el mercado paralelo, y las visitas de funcionarios a algunas corredurías la semana pasada, fueron un factor del fortalecimiento de dólar a su nivel registrado el jueves y el viernes.

(Reuters)

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?