| 5/13/2008 12:00:00 AM

Casa Blanca dice que datos muestran EEUU no está en recesión

Washington.- La economía de Estados Unidos no está en recesión y parece encaminada a evitar caer en una, pese a que aún no está claro cuándo tocará fondo el problema en el mercado inmobiliario, dijo el martes un importante asesor de la Casa Blanca.

"Si uno mira los datos ahora mismo, al menos bajo estándares históricos, no estamos en lo que normalmente se caracterizaría como una recesión," dijo Edward Lazear, director del Consejo de Asesores Económicos de la Casa Blanca, en una entrevista con Reuters.

Agregó que el mercado de la vivienda había mostrado señales de vida en meses recientes, pero que hasta que no se despejen los inventarios, no habría un viraje significativo. Sin embargo, destacó que el crédito fluía "un poco mejor". "Hasta que no se despeje ese inventario no creo que veamos un viraje significativo," indicó, agregando que ha habido cierta mejoría en los mercados de crédito.

"No hay dudas de que las cosas se ven mejor de lo que se veían en marzo," expresó, estimando que incluso con los continuos problemas del mercado de casas, Estados Unidos evitaría caer en recesión. "No espero que eso ocurra, pero es una posibilidad. Pienso que ahora la mayor parte de las señales que estamos viendo apuntan a una economía más fuerte (...) al menos, comparado con unos meses atrás," indicó.

NO A UN NUEVO PAQUETE DE ESTIMULO

Siguiendo con la línea de la Casa Blanca, Lazear sostuvo que el paquete de estímulo económico, que pronto entregará cheques de reembolso a los consumidores y que ofrece una serie de deducciones tributarias a las empresas para fomentar el gasto y la inversión, sería suficiente para ayudar a estimular a la economía durante la desaceleración.

"Creo que ciertamente sería prematuro (...) pensar en medidas de estímulo adicionales ahora, cuando aún no vemos los efectos del primer paquete y cuando la economía no se encuentra en un espiral a la baja," señaló Lazear.

Sus comentarios vienen en medio de los llamados de varios economistas, representantes demócratas y políticos para establecer un segundo paquete de estímulo que, entre otras cosas, extendería los beneficios por desempleo para ayudar a mantener a flote la economía.

Los altos precios del petróleo estarían ahora reduciendo el impacto del paquete de estímulo, ya que los consumidores están teniendo que gastar parte de su reembolso en combustible. "Creemos que hicimos exactamente lo correcto, y que es tiempo para simplemente esperar y dejarlo trabajar. Creo que funcionará," indicó.

Para Lazear, incluso ahora, con los consumidores enfrentándose a unos altos precios energéticos, particularmente de la gasolina, que promedia 3,72 dólares por galón, los cheques de reembolso seguirán incitando el crecimiento.

"Si no hubiera un paquete de estímulo, sería incluso más consumido por la inflación. El hecho de que haya un paquete de estímulo contrarresta estos costos", dijo Lazear.


 

 

Reuters

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?