| 12/1/2006 12:00:00 AM

Calderón asume la presidencia; confusión en el ambiente

Felipe Calderón, quien asumió en una inusual y simbólica ceremonia la presidencia el viernes por la madrugada, se alista a dirigirse al Congreso para tomar la protesta o juramento de rigor y empezar su gobierno de seis años con una marcada política neoliberal.

México

El presidente saliente Vicente Fox adelantó la ceremonia de entrega de mando haciéndola en el primer minuto del viernes 1 de diciembre y Calderón puso inmediatamente en funciones a sus ministros de la seguridad nacional, por lo que el nuevo presidente cuenta con el respaldo pleno de las fuerzas armadas.

Pero, le falta aún cumplir con el mandato constitucional de tomar la protesta ante el Congreso, requisito que esperaba cumplir a las 9.30 a.m. (15.30 GMT), en la Cámara de Diputados.

La gestión no será, sin embargo, simple y parte de las dificultades forzaron la transmisión de mando adelantadamente.

El estrado del hemiciclo está en poder de legisladores del Partido Acción Nacional (PAN) de Calderón desde hace tres noches. También hay entre ellos opositores a la asunción de Calderón. Todos han estado pernoctando en el estrado y lugares vecinos, durmiendo hasta en bolsas de montañistas, y ninguno ha accedido a despejar el lugar.

Unos 100.000 miembros del Partido de la Revolución Democráticas (PRD), del ex candidato presidencial izquierdista Andrés Manuel López Obrador, han sido convocados a las calles para interrumpir o evitar el juramento de Calderón.

López Obrador se resiste a acatar los resultados de las elecciones de julio que dieron la victoria a Calderón con un margen de medio punto porcentual.

Oficialmente, el día no es un feriado nacional pero los bancos, museos y la bolsa de valores de México han anunciado un cierre de actividades.

Unos 3.500 miembros de seguridad del Distrito Federal fueron ya emplazados alrededor del Congreso para garantizar la ceremonia, a la cual han sido invitados una decena de jefes de estado.

Más de un millar de policías han sido igualmente enviados al zócalo, la plaza principal de la zona histórica de México, donde López Obrador decidirá en cualquier momento si marcha o no hacia el Congreso con sus huestes.

También se han anunciado manifestaciones miembros de la Asamblea Popular de Pueblos de Oaxaca (APPO) que ha paralizado ese estado del sur del país desde mayo, y el Ejército Zapatista de Liberación Nacional (EZLN), un grupo rebelde campesino en actividad desde la década pasada.

Unos 60 legisladores de ambos partidos continúan, como desde el mediodía del martes, distribuidos en la tribuna entre curules que fueron colocadas como barreras para impedir el paso.

Como un campamento de protesta, en el salón de sesiones han sido colocadas mantas en las orillas pero visibles para cualquiera de los asistentes.

"Sufragio efectivo no usurpación", "México no merece un traidor a la democracia como presidente", se leía en dos grandes mantas.

Ya sin la ropa informal ni las bolsas de dormir que se vieron en las últimas dos noches, los diputados se han puesto sus trajes para participar en la ceremonia de Congreso y en la que se espera que Calderón juramente conforme a la Constitución.

De acuerdo con el protocolo, en la ceremonia también se dará la entrega formal de la banda presidencial y se establece que el presidente saliente debe retirársela y entregarla al presidente del Congreso, quien a su vez la ofrece al mandatario entrante, quien se la colocará en el pecho con ayuda de uno de sus guardias.

"No ignoro la complejidad del momento político que vivimos ni nuestras diferencias", expresó Calderón al asumir funciones en la medianoche. "Pero estoy convencido de que hoy debemos poner punto final a nuestros desencuentros y a partir de allí, iniciar una nueva etapa que tenga como único objetivo el poner el interés nacional por encima de nuestras diferencias".

En lo que la voz de un narrador describió como "una ceremonia simbólica", Fox entregó la insignia del cargo _una banda_ a un militar para que lo lleve al Congreso; Calderón debe recibirla más tarde el viernes de manos de Fox cuando preste juramento, pero incluso la presencia de Fox estaba en duda.
 
AP

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 526

PORTADA

Estas son las pymes más ganadoras de Colombia en 2017

Las pequeñas y medianas empresas se ratifican como las locomotoras del país, no solo por su aporte al empleo, sino porque su menor tamaño les permite capotear mejor la desaceleración. Estas son las que más facturan.