| 12/31/2007 12:00:00 AM

Caen a su nivel más bajo en 12 años ventas de casas en EEUU

El Departamento de Comercio informó que las ventas de casas nuevas cayeron 9% entre octubre y noviembre, luego de un ajuste por temporada a la tasa anual, de 647.000. Ese fue el peor resultado desde abril de 1995, cuando las ventas se ubicaron en 621.000.

Washington.- Las ventas de viviendas nuevas en Estados Unidos cayeron el mes pasado a su nivel más bajo en más de 12 años.

Las ventas para noviembre resultaron menores a lo que esperaban los economistas, que predijeron que las ventas en el sector más débil de la economía caerían alrededor de 1,8%, a unas 715.000.

El precio promedio de una casa nueva cayó a 239.100 dólares en noviembre. Ello es un 0,4% menos que hace un año.

Por regiones, las ventas cayeron en todo el país, salvo en el oeste, donde se incrementaron.

Las ventas de casas nuevas cayeron 19,3 en el noreste, 27,6 en el mediooeste y 6,4 en el sur. Sin embargo, se incrementaron en 4% en el oeste.

Durante los últimos 12 meses, las ventas de casas nuevas a nivel nacional han caído 34,4%, la mayor baja anual desde inicios de 1991, una clara señal del fuerte colapso del mercado de vivienda.

Esa área ha padecido una fuerte baja luego de cinco años de un incremento histórico de actividad del 2001 al 2005. Las ventas cayeron al caer los precios. La situación, un paso de una explosión a una caída, ha incrementado los riesgos para la economía como un total y ha sido especialmente grave para los propietarios de los inmuebles.

Las ejecuciones hipotecarias han alcanzado niveles históricos y posiblemente se sigan incrementado. Una baja en los precios de las residencias dejó a muchas personas enfrentando deudas que superan el precio de sus residencias. Otros fueron afectados por el incremento en las tasas de interés, que ya no pudieron cubrir.

 

AP

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?