| 11/10/2011 11:30:00 AM

Caen mercados de Asia por revés de crisis de deuda en Europa

Los reveses en los esfuerzos de Europa para aislar la crisis de deuda antes de que devore a Italia o estalle en una recesión, hicieron caer el jueves a las bolsas de Asia.

El petróleo de referencia rondaba los 95 dólares por barril y el dólar caía frente al euro y el yen japonés.

En Japón, el índice Nikkei 225 bajaba 2,8% a 8.505,79 puntos, el Hang Seng de Hong Kong retrocedía 4,5% a 19.117,51 unidades, el surcoreano Kospi perdía 3,7% a 1.836,68 y el australiano S&P/ASX 200 descendía 2,4% a 4.241 enteros.

Las pérdidas en Asia siguieron a las Nueva York el miércoles, donde el promedio industrial Dow Jones cayó casi 400 puntos, su peor retroceso desde el 22 de septiembre. El índice S&P 500 cerró con una pérdida de 3,7% o 46,82 puntos en 1.229,10, su peor día desde el 18 de agosto y el compuesto Nasdaq bajó 3,9% a 2.621,65 unidades.

Los mercados mundiales se vieron sacudidos después de que el rendimiento de los bonos de Italia superó el 7% colocando al país en el centro del debate de una crisis que hasta ahora se había enfocado principalmente en Grecia. La cifra de 7% es importante porque Grecia, Portugal e Irlanda necesitaron ser rescatados por otras naciones cuando sus bonos alcanzaron esa marca.

Los inversionistas también estaban más nerviosos después de que se suspendieron las negociaciones en el gobierno de Grecia destinadas a evitar un cese de pagos de su deuda masiva.

Las plazas bursátiles en Europa también cerraron el miércoles en terreno negativo. Por otra parte, el euro subía el jueves a 1,3546 euros por dólar desde 1,3540 el miércoles en Nueva York. En tanto, la moneda japonesa se apreciaba a 77,69 yenes respecto del dólar en comparación con 77,85 del cierre anterior.

AP

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?