| 3/1/2006 12:00:00 AM

Cae desigualdad en Brasil; sigue entre las primeras 10 del mundo

La baja se atribuyó, entre otros factores, a un declive de la inflación

Los niveles de desigualdad cayeron en Brasil a lo largo de la última década, aunque siguen entre los 10 más altos del mundo, indicó un estudio del Banco Mundial divulgado el martes.

El informe "Ascensión y Caída de la Desigualdad Brasileña", disponible el martes en el sitio de internet de la oficina del Banco Mundial en Brasil, es un estudio de más de 40 páginas con datos oficiales sobre niveles de ingresos y distribución entre los más de 180 millones de brasileños a lo largo de un período de 23 años, desde 1981 hasta 2004.

En 2004, el índice de desigualdad se ubicó en 0,564.

El estudio no especificó los porcentajes de población brasileña afectados por esa desigualdad.

Los declives de la última década "no con cambios insustanciales. De acuerdo con el Banco Mundial, el número del 2004 coloca a Brasil como el décimo país más desigual en el mundo, detrás de Bolivia, Botswana, la República Centro Africana, Guatemala, Haití, Lesotho, Namibia, Sudáfrica y Zimbabwe", dijo el informe.

La baja se atribuyó, entre otros factores, a un declive de la inflación y otros cambios como mayores aportes estatales en planes de asistencia social y una reducción de las diferencias de salarios entre zonas urbanas y rurales, agregó el estudio.

De acuerdo con el estudio del Banco, esa curva de desigualdad en Brasil creció de un índice de 0,574 en 1981 a 0,625 en 1989, el más alto que haya tenido el país y que lo colocó en una "desigualdad que era la segunda más alta en el mundo, sólo un poco por detrás de Sierra Leona" que era el campeón de la desigualdad con un índice de 0,629, indicó el informe.

Ese índice de desigualdad se calcula con el llamado "coeficiente Gini" por el italiano Corrado Gini que lo desarrolló a comienzos del siglo pasado y que da un número entre 0 a 1, donde cero corresponde a la igualdad perfecta, o donde todos tienen el mismo ingreso, y el uno corresponde al máximo de desigualdad, donde una sola persona tiene todo el ingreso.

Indicó que el crecimiento de la desigualdad en Brasil en aquellos años obedeció principalmente a una expansión de la educación formal en el país, lo que paradójicamente llevó a mayores diferencias entre la fuerza laboral, dependiendo de mayor o menor grado de educacional. También por la alta y acelerada espiral inflacionaria que llevó el crecimiento de los precios de 80% anual en 1980 a 1.509% anual en 1990.

El estudio dijo que en el período de 1989 a 1993 hubo fluctuaciones en el índice y desde aquél año comenzó un declive progresivo hasta 2004, los datos más recientes que maneja el BM.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 524

PORTADA

Así es el mercado de los bufetes de abogados en Colombia

En un año que no resulta fácil para la economía, la actividad de las firmas legales está más dinámica que nunca. Los bufetes de abogados se juegan el todo por el todo.