| 1/15/2007 12:00:00 AM

Británica Smiths Group vende unidad aerospacial a GE

Smiths devolverá 2.100 millones de dólares a los accionistas, declaró la firma con sede en Londres en un comunicado. GE y Smiths también anunciaron planes para una alianza estratégica llamada Smiths GE Detection.

Londres.- General Electric Co., el fabricante de motores para aeronaves más grande del mundo, acordó el lunes adquirir la unidad aerospacial de Smiths Group PLC, la tercera mayor compañía aerospacial de Gran Bretaña, por 4.800 millones de dólares en efectivo.

El mercado reaccionó positivamente, lanzándose a comprar las acciones de Smiths, que subieron más de 15% a 11,35 libras esterlinas (22,24 dólares) en la Bolsa de Valores de Londres.

GE, con oficinas centrales en Fairfield, Connecticut, dijo que la compra ampliará su oferta de productos y servicios aerospaciales, al incorporar varios negocios de Smiths, como sistemas de dirección de vuelo, administración de energía eléctrica, sistemas de actuación mecánica y sistemas informáticos para plataformas aéreas.

"GE Aviation está creciendo alrededor del 10% por año y esta adquisición nos da una plataforma de crecimiento tecnológico que permitirá acrecentar nuestro ingreso neto y dará valor inmediato y futuro a nuestros inversionistas", dijo el presidente y director ejecutivo de GE Jeff Immelt en una declaración.

Smiths Aerospace tiene más de 11.000 empleados y reportó ingresos de 2.400 millones de dólares en el 2006. Ha estado trabajando en proyectos como el avión 787 de Boeing, el A380 de Airbus y el proyecto militar Joint Strike Fighter.

Smiths convocará a una reunión extraordinaria de accionistas durante el segundo trimestre para aprobar la venta, que también está sujeta a la autorización de las autoridades reguladoras.

 

AP

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?