| 6/23/2006 12:00:00 AM

Brasil desea postura única en el Mercosur

Brasil reafirmó el viernes su postura de que el Mercosur debe negociar en conjunto los acuerdos comerciales extra zona para sobresalir en "un mundo salvaje", de bloques económicos.

"Brasil cree en una arquitectura que preserve el esfuerzo de la integración sudamericana en un mundo muy difícil, en un mundo salvaje, de bloques económicos. América del Sur, en lo posible, y en especial el Mercosur, tiene que estar y negociar junto", dijo el canciller Celso Amorím, quien llegó el jueves en visita oficial.

 

El canciller Reinaldo Gargano, después de una reunión el viernes con su colega visitante, dijo que "Uruguay no planteó nada respecto a tener autonomía dentro del Mercosur", sobre acuerdos comerciales bilaterales.

 

Sin embargo, recordó que el "Mercosur autorizó a Uruguay a firmar un Tratado de Libre Comercio con México", el cual está vigente.

 

Amorim, rechazó que con Argentina como socios mayores del bloque hayan "impuesto una bilateralidad" en las decisiones que afectan al Mercosur en su conjunto, especialmente a Uruguay y Paraguay.

 

Otro factor en que quedaron en claro visiones contrapuestas es en torno a la construcción de dos plantas de celulosa en la margen oriental del Río Uruguay, que Argentina se opone.

 

Amorim reiteró que es "un tema bilateral", pero Gargano sostuvo la tesis contraria y dijo que "los cortes de puentes" que impulsaron desde la orilla argentina del río Uruguay son "violatorios del Mercosur" que contempla el "libre tránsito de los factores productivos".

 

El diferendo está a consideración de la Corte Internacional de Justicia de La Haya por denuncia de Argentina que quiere paralizar las obras de las dos plantas, Botnia de Finlandia y Ence de España. Esta denuncia, de hecho, desechó la bilateralidad de la controversia.

 

Amorim, en otros aspectos, aseguró el propósito de Brasil de trabajar en conjunto en materia de desarrollo energético, comercial y "garantizar la voluntad política de hacerlo". El canciller brasileño admitió "las dificultades (actuales) pero también la disposición de superarlas" en el Mercosur.

 

Amorim, aludiendo a su encuentro previo con el presidente Tabaré Vázquez dijo que le pidió "un crédito de confianza" supuestamente hacia el Mercosur y los propósitos brasileños.

 

"La tarea de los gobernantes es buscar soluciones para que las tensiones se resuelvan de manera creativa, en dirección al progreso y no al retroceso", dijo Amorim el jueves y añadió que nos "molesta cuando vemos una pelea en la familia, pero algunas veces hay que respetar a algunos miembros de la familia y no se puede interferir".  
Amorim admitió la situación del Mercosur como difícil. "Estamos viviendo un momento de tensiones que son normales dentro del Mercosur", aclarando que "son normales porque estamos ante un organismo que está creciendo".
 
FUENTE: AP

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?